Sin noticias del estudio informativo del AVE Madrid-Oropesa

Leticia G. Colao
-
Sin noticias del estudio informativo del AVE Madrid-Oropesa

El BOE publica la licitación por 90,8 millones del trayecto Malpartida-Estación de Plasencia, en Extremadura, mientras que sigue sin avances la línea que transcurre por la provincia de Toledo

El estudio informativo del proyecto línea ferroviaria de Alta Velocidad Madrid-Extremadura, en su tramo Madrid-Oropesa, sufre un retraso de medio año según la fecha prevista para su finalización atendiendo a los plazos marcados en su adjudicación. Según anunció el Ministerio de Fomento, y más concretamente la Plataforma de Contratación del Sector Público, dicho estudio se adjudicó en febrero de 2018 a la empresa Acciona Ingeniería S.A. por un importe de 589.777,50 (IVA incluido) y a junio de 2019, nada se sabe.
Se da la circunstancia que el informe, que tenía previsto estar acabado a finales de 2018, es el segundo que se realiza tras la caducidad del anterior de 2008, según indicó en julio de 2017 en Talavera el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna. Así, tras variar el anterior trazado que ahora unirá Talavera con Madrid vía Toledo, salió a licitación con un presupuesto base de 975.000 euros, IVA incluido, enmarcado dentro del Plan de Infraestructuras, Transporte y Vivienda (PITVI 2012- 2024).
Se suma este a una larga lista de retrasos que, a su vez, dificulta el avance del resto de tramitación que debe continuar a este paso. Y es que con este estudio informativo, se obtendrá posteriormente la declaración de Impacto Ambiental para el tramo Madrid-Oropesa, planteando nuevas alternativas de trazado a las ya analizadas en el primer informe. Así, se definirá si la conexión con Toledo se realizará mediante Rielves o Carmena, las dos opciones barajadas en detrimento de Pantoja, ambas con plataforma con doble vía, ancho internacional y tiempos de viaje similares de 51 o 52 minutos.
En el mismo, se analizará la ejecución del tramo urbano de Talavera y la integración de la ciudad de Toledo en este eje ferroviario.
Una vez finalizado, debe ser sometido a los trámites de información pública y de audiencia a la Administraciones, previstos en la legislación vigente, al objeto de asegurar el necesario consenso institucional y ciudadano. Tras este periodo de información pública, que se realizará a efectos ambientales y sectoriales, se solicitará al Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente la nueva Declaración de Impacto Ambiental, paso necesario para la aprobación definitiva del estudio.

 

Avanza en Extremadura. El retraso en el tramo que transcurre por la provincia de Toledo no impide que la Alta Velocidad avance en la comunidad vecina, donde cuentan con obras en la línea desde hace muchos años. Así, el BOE ha publicado recientemente la licitación por 90,8 millones del trayecto Malpartida de Plasencia-Estación de Plasencia.
El tramo Plasencia-Badajoz, el más adelantado, entrará en funcionamiento con electrificación incluida el próximo año, mientras que el otro tramo de la línea, el Oropesa a Plasencia, consta de 68,6 kilómetros y dispone de una inversión estimada de 820 millones de euros, aunque en ese presupuesto no se incluye la electrificación, aún no proyectada. Son las obras de la plataforma del tren rápido hasta la frontera con la provincia de Toledo, para la que no hay ninguna fecha concreta y apenas unas partidas presupuestarias escasas que alargan su ejecución hasta 2025, según las inversiones recogidas en el último proyecto de Presupuestos Generales del Estado.