El PP pide la dimisión de Page y un cálculo de las consecuencias económicas de la sentencia

i. g. villota | TOLEDO
-

Los 'populares' consideran que el recurso al Constitucional «solo dilata el problema» y recuerdan que llevan «dos años y medio» advirtiendo que el Supremo ratificaría la anulación del POM

igarciavillota@diariolatribuna.com

El PP lamenta que el alcalde no haya escuchado sus advertencias en los últimos dos años y medio. La sentencia del Tribunal Supremo que desestima el recurso de casación interpuesto por el Ayuntamiento y ratifica la anulación del Plan de Ordenación Municipal (POM) de Toledo no ha pillado por sorpresa a los ‘populares’. Su viceportavoz, José López Gamarra, pidió ayer la dimisión del primer edil, Emiliano García-Page, además de reclamar un informe de la Intervención Municipal para comprobar las consecuencias económicas que tendrá la sentencia para la ciudad.
Gamarra advierte que ahora el alcalde «no puede decir que el PP no se lo advirtió desde hace años» añadiendo que la «falta de prudencia» de García-Page es la que ha conducido a la capital regional «a esta complicada situación».
El edil insiste en que el regidor socialista deberá dar «explicaciones a los toledanos» e incluso «devolver el dinero que ha cobrado de manera indebida a través de los impuestos».
Además, considera que el recurso del Ayuntamiento al Constitucional solo servirá para «dilatar el problema» porque tanto el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha como el Tribunal Supremo han coincidido, recuerda Gamarra, en que el POM es nulo al no habersalido por segunda vez a información pública tras su modificación «sustancial».
Los ‘populares’ se preguntan con qué dinero va a asumir el Consistorio las costas del procedimiento judicial y las consecuencias económicas derivadas de la sentencia, además de apuntar que «los proyectos urbanísticos de desarrollo futuro en Toledo tendrán que paralizarse».
Además, Gamarra atribuye a la «cabezonería» de García-Page la actual situación, lamentando que «nunca» haya querido sentarse a hablar con el PP del asunto «más importante» de la actual legislatura.
De igual forma, recuerda que el POM fue aprobado con los votos a favor del PP y PSOE en el Ayuntamiento y con ‘ok’ de la Junta de Comunidades, cuando García-Page era vicepresidente del Gobierno regional.