Las calles como escenario para jugar y divertirse

Leticia G. Colao
-

Las III Jornadas sobre Infancia, Ciudad y Salud han reunido a cerca de 600 alumnos en diferentes actividades que buscan devolver los espacios públicos a la infancia y al resto de la vida social

Las calles como escenario para jugar y divertirse

Que los niños jueguen, hagan deporte y se relacionen con amigos y vecinos en las calles de la ciudad devolviendo a la vida social un escenario habitual en años anteriores es el gran objetivo de las III Jornadas sobre Infancia, Ciudad y Salud ‘Jugando en la calle, haciendo ciudad’ organizadas por la Facultad de Ciencias Sociales de la UCLM de Talavera, en colaboración con el IES Puerta de Cuartos y varios colegios públicos de Talavera, además de otras entidades colaboradoras.
Todos ellos, unidos, persiguen la idea de sumar energías para colaborar en un proyecto común, con la finalidad de «conseguir una mejora del uso que la infancia realiza de los espacios públicos de la ciudad como entornos de desarrollo, aprendizaje y participación». El proyecto surge como respuesta ante la necesidad de modificar el uso de la ciudad para que los niños puedan aprender a desarrollar un uso y disfrute más sostenible, seguro y saludable.
Para ello, los alumnos de los centros participantes, alrededor de 600, han llevado a cabo diferentes actividades lúdicas, educativas, deportivas y de movilidad en la calle, al aire libre, siempre en entornos seguros. Con ello, promueven la sostenibilidad, la movilidad de forma ecológica y la accesibilidad.
Así lo explica a este diario, el profesor del IESPuerta de Cuartos Álvaro Martín, quien lamenta que el espacio público se encuentre «cada vez más ocupado por los coches».
Junto a él, participa el decano de la Facultad de Ciencias Sociales de Talavera, Santiago Gutiérrez Broncano, mostró el apoyo de la UCLM a las iniciativas culturales y sociales de la ciudad, especialmente «para crear la semilla en los chavales de una vida saludable donde se puedan hacer mejoras de cara al futuro». Por su parte, Montse Muro, concejala de Ciudadanía e Imagen Sostenible de Ciudad, incidió en el hecho de que, desde su área, se pueda «dar la capacidad a la ciudadanía para que participe de la ciudad y que haya unos espacios para que se disfruten, se vivan y se socialicen en ella». La también teniente de alcalde explicó que «el urbanismo desaforado» ha acabado con estos espacios en los últimos años, por lo que actividades como esta facilitan que estos niños «vuelvan a conocer que la calle es un espacio amable, que tenemos que conseguir entre todos, entre los centros escolares y las instituciones, que tenemos un compromiso de volver a dar esos espacios a la ciudadanía que es lo que realmente hace que la ciudad esté viva».