Page: "Todas las medidas de la anterior etapa seguirán"

S.L.H
-
Page: "Todas las medidas de la anterior etapa seguirán"

El presidente de Castilla-La Mancha en funciones, @garciapage, ha asegurado que todas las medidas y leyes pendientes de la anterior etapa, incluidas las de Podemos -aunque ha matizado que también estas tienen ADN socialista-, seguirán adelante.

Durante su discurso de investidura, García-Page ha defendido que la estabilidad lograda en las urnas el pasado 26 de mayo se tiene que traducir en poder cumplir todo su programa electoral. Un documento que incluye las medidas y leyes pendientes de la anterior etapa, algunas de ellas defendidas por Podemos (que en esta legislatura no logró entrar en el Parlamento), aunque el jefe del Ejecutivo en funciones aclaró que las leyes que defendía Podemos tenían ADN socialista. 

"Hoy ya no gobierna conmigo Podemos, aunque todo lo hablado en la anterior etapa va a seguir", ha dicho García-Page, que ha añadido que "mal gobernante sería si hubiéramos tragado con sapos y culebras" durante los pasados años con la formación morada sentada ya en el Consejo de Gobierno. En este punto, ha incidido en que las medidas defendidas por Podemos "eran nuestras".

Entrando en detalles, se ha referido a una en concreto, la Ley de rentas. Aquí García-Page ha avanzado que esperará a ver si el Gobierno de España pone en marcha una norma similar a nivel nacional. "La Ley de Rentas avanzará, pero quiero ver lo que pasa en el Estado. Pienso que es mejor una ley homogénea en el país y no veo coherente que los castellano-manchegos se rasquen el bolsillo antes que los navarros o los vascos".

 

La estabilidad también tiene relación con la transparencia, ha asegurado el presidente regional en funciones. Castilla-La Mancha, ha recordado, cuenta en la actualidad con una de las normas "más avanzadas", pero quiere en los próximos cuatro años ir más allá. Por ello, pondrá en marcha antes del 1 de septiembre una página web de control de su programa electoral y también se creará un Consejo regional de Transparencia, a imagen y semejanza del nacional.

 

En lo que concierne al Parlamento regional, ha afeado las "trampas" llevadas a cabo por la anterior presidenta regional, María Dolores Cospedal, con la Ley Electoral. En este ámbito, ha adelantado que recuperará "los derechos de los parlamentarios por dignidad democrática, no por capricho político", dejando entrever que su objetivo es aumentar el número de diputados autonómicos para que las Cortes castellano-manchegas sean lo más representativas posibles.

La mayoría alcanzada el 26 de mayo se explica, a su juicio, porque el PSOE ha sido capaz de dibujar "un proyecto socialdemócrata de 180 grados en el que la mayoría de la ciudadanía se siente cómoda". "Aquí hay gente que no vota al PSOE, pero que se alegra de que gobierne el PSOE". Por ello, ha insistido en que será el presidente de "todos" los ciudadanos, "me hayan votado o no". 

 

 

Durante su intervención, también tuvo un mensaje sobre lo que está sucediendo a nivel nacional con Pedro Sánchez. Al respecto, ha asegurado que hay dos claves, una buena y otra mala. La buena "es que estoy viendo a Sánchez que no quiere ser presidente de cualquier manera o a cualquier precio y personalmente lo valoro". La mala, ha continuado, es el bloque de ciertos partidos que no asumen su responsabilidad. "Ojalá no fuera así. Que no se constituya un gobierno sería un fracaso para todos los partidos. Y los que se oponen con más fuerza serían los más perjudicados", ha dicho si se obliga a los españoles a acudir de nuevo a las urnas. Ha recordado, en este punto, que la noche electoral del 28 de abril arrojó un mensaje claro: "La sociedad quiere diálogo y un gobierno que no dependa del independentismo, yo el que más".