«Si creen que será un paseo en lancha, están equivocados»

J. M. Loeches
-

El técnico del CD Madridejos, Sergio Rubio, avisa al CD Toledo de que se van a encontrar un escenario adverso en el Campo Nuevo

«Si creen que será un paseo en lancha, están equivocados» - Foto: Yolanda Redondo

De los cuatro partidos que le restan por disputar al CD Toledo, probablemente el de este domingo sea el que más asusta a priori. Así lo avisan al menos desde el CD Madridejos, pues en palabras de su técnico, Sergio Rubio, «si piensan que el derbi va a ser un paseo en lancha, están equivocados». Y es que, a pesar de que el conjunto azulón se ha quedado sin objetivos, «estamos deseando que llegue porque estamos bien y es un partido en el que los jugadores se exponen», añade el madrileño.
Rubio recuerda que el empate en Tarancón les ha devuelto su mejor versión, después de una serie de derrotas en las que no estuvieron «a la altura». Pero cree que los tropiezos en casa ya se han consumido y que van a «recompensar a la afición con otra victoria».
«Tenemos muchas esperanzas y estamos ilusionados», insiste el entrenador de un equipo que, aunque no ha certificado matemáticamente la salvación por el posible arrastre del Conquense, lo tiene prácticamente hecho. Además, para el encuentro ante el CD Toledo, el CD Madridejos recupera a tres pilares fundamentales como Moha, Mamadou e Ivanchu, sancionado en Tarancón.
Sergio Rubio sabe cómo neutralizar el ataque del conjunto de Manu Calleja y también cómo «hacerles daño con sus debilidades». Desde su punto de vista, las posibilidades de éxito pasan por «no encajar» y mostrarse como un equipo «duro, con intensidad y aguerrido». El madrileño tampoco ha reparado en el once que tendrá enfrente, sin Manu Gavilán y Álvaro Antón y se espera un centro del campo reforzado con Acuña, Dani Santigosa y Pepe Delgado.
Según insiste, prefiere centrarse en su propio equipo y considera que «nos crecemos en estas situaciones porque es un partido bonito y los jugadores quieren dar lo máximo porque se juegan mucho de cara a la próxima temporada», dice Rubio. Sólo falta que el ambiente acompañe y parece que será así. Es verdad que los últimos tropiezos en casa han restado afluencia de público, pero en el conjunto del sur de la provincia esperan que la visita de los capitalinos aumente el número de espectadores, con el objetivo de que el ambiente sea más adverso todavía para el cuadro dirigido por Manu Calleja. Si es verdad que también se espera un nutrido grupo de aficionados procedentes de la capital regional para animar al actual cuarto clasificado del Grupo XVIII de Tercera División.