Personal laboral de enseñanza exige la cobertura de bajas

Lola Morán Fdez.
-

Desde el sector han denunciado que, a pesar del compromiso del consejero de Educación a principios de curso, no se han adoptado medidas para paliar la falta de personal en este área

Personal laboral de enseñanza exige la cobertura de bajas

Trabajadores laborales de los centros educativos de Talavera y comarca se han concentrado ante el IES Ribera del Tajo para exigir al Gobierno regional la cobertura de bajas y vacantes dado que las plantillas están «bajo mínimos» y existe por tanto una «sobrecarga de trabajo» para el personal en activo. «Estamos hartos de solicitar a la Junta y en especial a la Consejería de Educación, que cubra las vacantes y las sustituciones del personal de los centros educativos», ha explicado a este diario Ana Delgado, responsable del personal de Educación de CCOO en Castilla-La Mancha.
Como ha recordado la representante sindical, a inicio de curso el consejero de Educación, Ángel Felpeto, en el propio IES Ribera del Tajo se comprometió a estudiar y dar una solución a esta problemática, si bien «hasta la fecha ni se ha hablado ni mucho menos se ha solucionado».
Delgado ha manifestado que el personal afectado, que ha cifrado en unos 400 trabajadores en Talavera y comarca, «está harto de tener que cubrir a los compañeros que faltan, de tener una sobrecarga de trabajo y de ponerse enfermos con motivo del trabajo, no solo a nivel físico sino por el estrés que le produce no llegar a desempeñar su trabajo en condiciones óptimas». Asimismo, ha denunciado que, a consecuencia de la falta de personal, no se cumplen los derechos recogidos en el convenio en materia de disfrute de permisos, sino que «se les niega reiteradamente por parte de los centros».
Ante el hartazgo de los trabajadores, se ha convocado hoy una concentración organizada desde CCOO, desde donde han recriminado que si bien «es una migaja de los presupuestos de la región, a ellos no les llega nunca ninguna mejora». Por ello, los afectados han «alzado su voz» para recordar que el personal laboral «también entra dentro de la comunidad educativa y también hay que tenerles en cuenta».
Delgado ha explicado que si bien el dato de trabajadores con los que se normalizaría la situación no es muy elevado, alrededor de 30 personas, los datos del porcentaje de falta de cobertura son sin embargo «altísimos». Así, ha precisado que en el caso del personal de mantenimiento se sitúa en el 60%, destacando que estos trabajadores «hacen funciones tan importantes como controlar la bacteria de la legionela», y se ha preguntado «quién lo está haciendo ahora». «No se está haciendo prácticamente en Talavera, comarca y región», ha lamentado la sindicalista.
En cuanto al personal de limpieza, ha situado la falta de cobertura entre un 40 y un 50%; en relación a los ordenanzas, lamentó que hay centros que cuentan con un solo trabajador de este área a pesar de tener entre 700 y 1.000 alumnos; y en cocina ha criticado que un cocinero o ayudante de cocina tenga que elaborar una comida para las escuelas infantiles y colegios, teniendo en cuenta además las diferentes dietas y alergias de los alumnos.
A pesar de todo, los profesionales están trabajando y «se echan encima el trabajo de las no coberturas» puesto que «no es un trabajo que se pueda dejar sin hacer». «Cuando estamos hablando de niños y niñas, el trabajo tiene que salir adelante, con lo cual el esfuerzo se duplica para el personal que se queda», ha resaltado la representante sindical. Por todo, ha insistido en que «no se puede sacar el trabajo que se realizaba hace unos años con cuatro personas con dos o incluso con una».
La concentración de hoy ha sido la primera de otras tantas que se realizarán en la región por ser extensiva esta situación a toda la comunidad autónoma, si bien se ha querido iniciar la reivindicación en Talavera por ser «una de las comarcas donde más gravemente afecta la falta de cobertura».
En la concentración celebrada ante el IES Ribera del Tajo de Talavera se ha leido un manifiesto donde se urgía al Gobierno regional a que las plazas existentes de personal laboral en los centros educativos se cubran con personal, recordando que tienen su dotación económica y exigiendo que no cambien esa dotación para que puedan ser cubiertas.