«Aquí en Toledo no se puede construir por construir"

M.G
-
«Aquí en Toledo no se puede construir por construir" - Foto: David Pérez

Olga Ávalos, número dos por Unidas Podemos al Ayuntamiento de Toledo, explica los retos de la coalición para la próxima legislatura y algunas propuestas para poner en marcha un observatorio para el seguimiento de los contratos municipales

Unidas Podemos ya está a tope en la campaña electoral. ¿Qué puede ofrecer la coalición para el Ayuntamiento de Toledo?
Aportamos un cambio radical. Venimos a cambiar el Ayuntamiento y la vida de la ciudad, no a gestionarlo porque no somos una gestora. Queremos una ciudad más amable, un Casco de otra forma y una ciudad sostenida. Son una serie de cambios que llevamos en el ADN.
¿Qué lectura haría de esta legislatura en el Ayuntamiento?
No me han gustado muchas cosas porque seguimos pensando que los que han entrado en el Ayuntamiento son meros gestores. Nos cuesta mucho sacar la institución a la calle y creo que es un error que tienen todos los grandes ayuntamientos.
Por otro lado, es verdad que en políticas de igualdad el Ayuntamiento ha hecho grandes cambios y hay que reconocerlo. El turismo en el Casco y el amianto en el Polígono han sido temas que se han intentado modificar, pero no se ha conseguido. También sabemos que los ayuntamientos tienen muchos recortes y pocas competencias, pero también hay que saber bordearlos y recuperar esas competencias.
Uno de los objetivos de Unidas Podemos es la remunicipalización de los servicios. La tarea ya la inició Ganemos Toledo con la gestión de las multas, pero no es una tarea fácil, sobre todo, de cara a los grandes servicios.
Lo primero que hay que hacer cuando se acaba un contrato es no volver a utilizar esa fórmula si tienes posibilidades de gestionarlo tú. Aquí se han tenido posibilidades y pensamos que se pueden remunicipalizar muchos servicios y hay que estudiarlo. Cuando se realizan los contratos y se firman los pliegos hay que estudiarlo todo y controlar que las empresas cumplan. El Ayuntamiento puede quitarle la concesión a las empresas que no cumplen. Hay ayuntamientos pequeños en España que terminan quitando el contrato a la empresa concesionaria y remunicipalizando el servicio.
Se suele decir desde el ayuntamiento que no es posible por el gasto y por la Ley Montoro, pero hay muchas maneras de bordear la ley sin salirse de ella. Si se cambia el objeto social de la Empresa Municipal de la Vivienda, se podría aprovechar para que gestionase muchos servicios y no únicamente las multas. En principio, planteamos poner en marcha un observatorio que estudie y realice el seguimiento de los contratos y de los pliegos.
El contrato de limpieza y recogida de basura está prorrogado y pendiente de su renovación todavía. ¿Se podría remunicipalizar?
No lo sé, pero quizá sea factible que el Ayuntamiento, a través de la EMV, pueda tener a sus trabajadores en plantilla, ofreciendo una garantía que no da la empresa privada. Pero eso, a veces, resulta incómodo y Unidas Podemos sabe que no va a quedar bien con todo el mundo.

El problema del bolseo no se ha resuelto en la legislatura y ha provocado el retraso del nuevo contrato.
Queremos realizar un estudio sobre el bolseo, dónde se pueden colocar islas ecológicas, cubos... El bolseo tal y como está planteado actualmente no es lógico, ya que algunos vecinos no pueden abrir sus ventanas en verano porque hay un punto de bolseo. No da buena imagen y no es normal siendo una ciudad turística que una bolsa de basura esté desde las ocho de la tarde hasta las once de la noche en la calle.
El planeamiento urbanístico será fundamental en esta próxima legislatura. Todavía no hay Plan de Ordenación Municipal. Es un objetivo muy complejo.
Es muy complicado el desarrollo urbanístico de una ciudad como Toledo, pero aquí no se puede construir por construir, hay que ver dónde, cuántas y quiénes las van a comprar. No hay una política de vivienda real ni de alquileres asequibles. Hay que mirar muy bien el POMy ver todas las posibilidades que tiene Toledo porque también hay muchas viviendas vacías en el Casco, en el Polígono, en Santa Bárbara... en todos los sitios. Y después plantear una buena política de vivienda. Tenemos una Empresa Municipal de la Vivienda que se podría encargar de ello.
¿Qué se puede hacer con Vega Baja?
La pregunta del millón. No me parece oportuno el mensaje de la senda peatonal. ¿Para qué? Hay que ver primero todo lo que está hecho y darle una gran vuelta: Las sendas, el Tajo, las calles... Y una vez que estén estudiadas las necesidades reales se pueden proponer más sendas, viviendas sociales o lo que haga falta.

Uno de los principales conflictos sobre Vega Baja en el actual equipo de Gobierno pasa por si habría o no que blindar administrativamente la zona para que no pueda construirse una sola vivienda.
Vega Baja es una zona que no puede estar al libre albedrío del color de un ayuntamiento y debe blindarse, aunque no sé cómo. Si se decide que no se puede construir por su alto valor no se hace, pero ni ahora ni dentro de veinte años. Pero si pretendemos es dejarlo en el aire por si viene algún amigo constructor... mal vamos. Hay que tomar decisiones valientes.
¿Qué expectativas tiene Unidas Podemos en estas municipales?
Salimos a ganar y a gobernar elAyuntamiento de Toledo y necesitamos que nos apoyen los ciudadanos y nos den su confianza. No nos gusta el auge de la extrema derecha porque podemos volver hacia atrás y nos da cierto miedo, pero esperemos que la gente tenga memoria.

¿Unidas Podemos se ve compartiendo el salón de plenos con Vox?
Sí, no es lejano. Y no nos gusta.

¿Y es fácil que pacten con el PSOE  para que haya un gobierno de izquierdas?
Decir que no vamos a hacer pactos con el PSOE es absurdo, aunque habrá que ver la correlación de fuerzas.  Lo que tenemos claro es que con nuestros votos nunca va a gobernar la derecha.

¿Puede hacer daño la salida de parte de Ganemos Toledo de esta carrera electoral?
No. Algunos compañeros tomaron una decisión y lo respeto, aunque no la comparto. Yo también soy de Ganemos y sigo en la candidatura, pero se ha vendido una imagen que no es real. No todos nos hemos ido. Si hacemos una buena campaña podremos explicar quiénes somos, como ya hicieron los compañeros deGanemos Toledo hace cuatro años.

¿Es factible conseguir cuatro concejales como Ganemos en su momento?
El techo nuestro está sobre estos votos. Salimos pensándolo, aunque esta vez es más difícil porque hay una fuerza más y hay que repartir.