'Puy du Fou' sorprenderá en la primera cena a ciegas de mayo

M.G
-

El Ayuntamiento y la Asociación de Hostelería ponen en marcha la cuarta edición de las 'Cenas a Ciegas', en las que participan 6 restaurantes

‘Puy du Fou’ sorprenderá en la primera cena a ciegas de mayo - Foto: VÁ­ctor Ballesteros

Sorpresa, menús de altura y espacios emblemáticos. Una buena combinación que ha conseguido consolidarse gracias al esfuerzo del sector hostelero en los últimos años. Vuelven las ‘Cenas a ciegas’ con su cuarta edición, diez convocatorias y la participación de seis restaurantes  para sorprender a unos comensales dispuestos a vivir una experiencia única, a recorrer la ciudad dejándose llevar por leyendas, pequeños cócteles, sorpresas y mucho más para terminar degustando un elaborado menú en algún entorno monumental que no se desvela hasta minutos antes de la cena.
Esta nueva edición de ‘Cenas a ciegas’ arranca el 17 de mayo de la mano de Marita Catering, del Nuevo Almacén, con la participación de la empresa ‘Puy du Fou’ y finaliza el 4 de octubre. Se trata de una sorpresa que la concejala de Turismo, Rosana Rodríguez, no puede desvelar, aunque garantiza que será una experiencia porque la empresa francesa «juega mucho» a sorprender y a emocionar. Además, se ofrecerán otras nueve cenas entre mayo y octubre para aprovechar el buen tiempo.
«Estamos creando una tendencia, una marca y un producto de mucha potencia», explica la concejala, consciente de que el trabajo conjunto de la administración pública y del sector privado hostelero maridan a la perfección desde  la primera convocatoria aunque los comienzos fueron más tímidos.  «Se abren espacios para la ocasión de la mano de auténticos alquimistas de nuestra gastronomía».
Las ‘Cenas a ciegas’ han despertado un gran interés en otras ciudades que llevan tiempo preguntando por esta fórmula para implantarla en sus programaciones culturales y de ocio. En principio, Segovia ha indagado sobre esta iniciativa y a otras ciudades Patrimonio de la Humanidad también les interesa este formato, pero es necesario resaltar que su puesta en marcha exige monumentos de alto valor patrimonial y la colaboración público-privada.
El año pasado las cenas tuvieron un notable éxito y en algunas de ellas se dispararon las reservas. El precio por comensal es de 79 euros, con lo que se mantiene respecto al año pasado. Las cenas se reservan directamente llamando por teléfono o a través del correo electrónico de los establecimientos participantes. Se garantizan veladas muy especiales amenizadas con música, con  menús innovadores que contarán con productos toledanos, regados con vinos de la tierra.
En esta ocasión son seis restaurantes, uno más que en 2018, y cuatro de ellos repiten:Alfileritos 24, Nuevo Almacén, Hotel Beatriz y Venta de Aires. Si bien, a la lista se incorpora también ‘Greco Collection’ del Hotel Pintor El Greco y Catering Toledo.
El proyecto sigue paso a paso el guión que tan buen resultado ha dado en las ediciones anteriores.  El día elegido para la cena , que siempre se celebra en viernes, los comensales quedan a las 20, 30 horas en un punto concreto de la ciudad, que suele ser Zocodover, aunque no tiene por qué ser siempre allí, y recorren parte del Casco acompañados de un guía turístico que  cuenta leyendas, realiza paradas en distintos enclaves para degustar pequeños cócteles y los conduce «con pequeñas pistas» hasta el enclave patrimonial elegido, un monumento histórico.