Núñez pone a los indultos de argumento contra Sánchez y Page

Á. de la Paz
-
Núñez pone a los indultos de argumento contra Sánchez y Page - Foto: Víctor Ballesteros

El candidato del PP a la Junta clama contra una posibilidad no negada expresamente por el actual presidente del Gobierno en el primer debate televisado para el 28A

La hipótesis de un indulto favorable a los políticos presos catalanes como contrapartida para reforzar la escuálida mayoría que las encuestas otorgan al PSOE centró la intervención del presidente del PP de Castilla-La Mancha durante su visita a Toledo. Paco Núñez alertó del riesgo para la democracia española que supondría esta decisión política si finalmente se toma. Aunque el juicio aún no ha finalizado, desde el principal partido de la oposición exigen conocer las intenciones de Pedro Sánchez al respecto. En las filas populares temen que el candidato socialista reedite el pacto con que ganó la moción de censura e impulse, a cambio del apoyo parlamentario de los diputados independentistas catalanes, el indulto a los líderes del procés.
«Ha quedado claro que Sánchez va a indultar a los políticos que ahora están en la cárcel», aseguró Núñez. El candidato popular a la región en los comicios autonómicos del 26M lamentó la disposición favorable al perdón que cree intuir en el presidente del Gobierno. «Se negó a decir lo contrario», apuntó el albaceteño. Durante el primero de los debates electorales televisados, el actual inquilino de La Moncloa eludió rechazar este supuesto explícitamente.
Núñez recordó que el silencio de los socialistas alrededor de esta cuestión futura «tiene un precedente en las Cortes de Castilla-La Mancha». El número uno del PP a la Junta se retrotrajo a noviembre de 2018, cuando su grupo parlamentario presentó en el hemiciclo regional una proposición en la que se impelía a la Cámara de representantes de la comunidad a oponerse al indulto contra aquellas personas «condenadas en sentencia firme contra un delito de sedición o rebelión». Aquella idea fue rechazada con los votos de Podemos y el PSOE. «El señor Page se negó a apoyar esa propuesta de resolución, la votó en contra».
El representante popular censuró la postura de Sánchez. «Es tremendamente grave: el futuro de nuestra democracia está en juego», contó Núñez. El candidato al Gobierno regional se refirió a esta posibilidad como «un asunto de Estado» y aseguró que si se consuma supondrá un quebranto en el «respeto a las leyes y la convivencia democrática que nos hemos dado».
Desde las filas del PP apelaron a su candidatura en las elecciones del próximo domingo como «la única alternativa posible» para evitar que el actual presidente repita unos acuerdos que ligan su suerte a la de una amalgama de partidos entre los que se incluyen los secesionistas y Bildu. «Sánchez va a pactar con quien sea y a costa de lo que sea, si los números le dan. Quiere pactar su supervivencia al frente del Gobierno a costa, incluso, de romper España». El máximo dirigente en la región se congratuló del desempeño de Casado frente a los otros tres candidatos a la presidencia del Gobierno. «Vimos a un presidente. Casado mostró propuestas, programa y principios».
En el seno del partido confían en captar a buena parte de los indecisos que aún dudan qué papeleta escoger. «El voto oculto tiene un claro color azul», dijo Núñez.