Lenguaje inclusivo, dinero e igualdad

J. Monroy
-

Dado que las grandes leyes se tienen que hacer más arriba, la Plataforma 8M pide al Ayuntamiento pequeñas acciones que cree de fácil ejecución

lenguaje inclusivo, dinero e igualdad - Foto: David Pérez

No pide grandes cosas el movimiento 8M al Ayuntamiento de cara a la próxima legislatura. Le gustaría un cambio en las leyes de Violencia de Género, por ejemplo, aunque los grandes cambios normativos no dependen de un municipio, sino que han de llegar desde más arriba. Pero sí que puede fomentar un Consistorio como el de Toledo, apunta Olga Ávalos, desde los pequeños actos y los pequeños detalles, una igualdad en toda la ciudad.
Para empezar, aunque pueda parecer muy básico, para el movimiento 8M es importante un lenguaje inclusivo, «porque nos está dando muchos problemas». Las mujeres, apunta Ávalos, siempre están escuchando hablar en masculino «y cuando hablamos en femenino, hay compañeros que se sienten atacados». El lenguaje inclusivo es, a su juicio, algo fácil de hacer desde un Ayuntamiento.
En lo relativo a los Presupuestos Municipales, 8M pide partidas para hacer algo más que servilletas o carteles, «que sirvieran para fomentar la igualdad dentro de la ciudad».
La tercera propuesta de cara a las próximas elecciones es fomentar la igualdad en todo lo que conlleva la vida municipal. Se refiere, explica Ávalos, a cuestiones que en realidad no requieren de grandes inversiones, pero sí de mostrar cierto interés;desde las señales de tráfico a los nombres de las calles, «que podrían incluir más nombres de mujeres, que también están en la historia y están olvidadas».