Manzano propone un relato optimista de la vida en el casco

Á. de la Paz
-
Manzano propone un relato optimista de la vida en el casco - Foto: Yolanda Redondo

El libro 'Casco Histórico de Toledo. Construir la convivencia' aborda la realidad de los vecinos del barrio, apuesta por una visión positiva y muestra soluciones a los problemas detectados

La sede de la Real Fundación de Toledo celebró ayer la presentación del libro Casco Histórico de Toledo. Construir la convivencia, coordinado por Javier Manzano y escrito por ocho autores también residentes en el barrio que abordan la realidad de este singular espacio desde diferentes perspectivas académicas. El texto propone un recorrido por diversos aspectos cotidianos, comunes entre los miles de vecinos que habitan la porción más monumental de la ciudad patrimonio de la humanidad. El ensayo se centra en temáticas de interés como la vivienda, las condiciones de vida de sus pobladores, los espacios públicos, el patrimonio presente, el turismo o los servicios públicos.
Manzano y el resto de autores de la obra han radiografiado el distrito histórico toledano a lo largo de los últimos meses, tratando de exhibir la imagen más fidedigna posible, pero no renunciado a una imagen positiva del mismo. «El casco es un espacio único que posee un patrimonio infinito, pero que también goza de vida y de una rica diversidad social», apunta el coordinador del ejemplar. La idea de los firmantes es reforzar la imagen optimista que ellos mismos perciben en su día en día. «El libro aporta una solución o una esperanza a cada problema detectado», añade Manzano.
«Queremos seguir viviendo en este sitio, un lugar muy rico también económicamente, pero que no deseamos que se convierta en un monocultivo de turismo», indica el autor principal. Los millones de visitantes que recalan en la ciudad cada año modifican el paisaje urbano del Casco y obligan a una convivencia no siempre fácil con sus habituales censados. «Vivimos muy bien y nos encanta hacerlo aquí, pero somos conscientes de que hay cosas que pueden mejorar».
La problemática en torno a la habitabilidad en el barrio es una de las cuestiones que más tópicos genera. Por una parte, la investigación que refleja el libro demuestra cómo en los dos últimos años «se detecta un traslado masivo de viviendas de uso residencial a uso turístico». Por otra parte, el arrendamiento y la rehabilitación no terminan de fluir con el ritmo necesario. «Se da la paradoja de que alquilar no es caro, pero hay poca cantidad de inmuebles y pocos son los pisos que disponen del espacio que una familia puede requerir». El trabajo señala la existencia de unas 900 casas «en buen estado, pero vacías y cerradas». Esta situación sugiere posibilidades para la intervención de otras políticas sobre la materia.
«Me desplazo andando, puedo recibir la compra en casa y mis hijos juegan en la calle», asegura Manzano refiriéndose a las potencialidades que encierra el Casco histórico. El libro, editado por Toletum Revolutum, ha sido prologado por Javier Mateo, concejal de Bienestar Social del Ayuntamiento de Toledo. «Es una obra coral, paritaria [cuatro mujeres y cuatro hombres] y multidisciplinar». Manzano presume de investigación y barrio. «Frente al discurso del odio, demostramos que aquí se puede convivir felices».