PP, Cs y Vox negocian para impedir el gobierno del PSOE

Redacción
-

El resultado electoral en Ocaña, que fue corregido al haberse producido un fallo en el traspaso de datos, otorga 7 ediles al PSOE, 5 al PP, 2 a Ciudadanos y 3 a Vox

PP, Cs y Vox negocian para impedir el gobierno del PSOE - Foto: David Perez

La candidata del Partido Popular en Ocaña y alcaldesa en funciones, Remedios Gordo, quiere impedir a toda costa que el PSOE alcance el gobierno de su municipio. Y lo quiere impedir, dice, porque «hay que hacer valer lo que han dicho las urnas que han votado mayoritariamente para que se forme un gobierno de centro derecha».
Así pues, Remedios Gordo ha iniciado una ronda de contactos con Ciudadanos y Vox que ha abierto «con la mayor generosidad» y poniendo sobre la mesa como primer objetivo «los programas» y más tarde «las personas». Porque, matiza la alcaldesa en funciones, «todos somos conscientes de los resultados».
No será fácil, aunque asegura Remedios Gordo que de momento están siendo unas reuniones «tranquilas, coherentes y sensatas», repartir el gobierno. Los cinco ediles del PP le situarían como el adjudicatario de la alcaldía, aunque los tres ediles del recién aparecido Vox van a tener mucho protagonismo en la negociación en la que tampoco escatimarán fuerzas desde Ciudadanos con sus dos concejales.
De momento, Remedios Gordo se ha reunido con una y otra parte por separado agradeciendo la predisposición de todos. Unos encuentros que tilda de «fructíferos» como espera que sean los que se van a producir en próximos días ya que tiene previsto reunión a tres bandas para ir sentando las bases de un acuerdo «necesario». Porque lo que tiene claro la dirigente ‘popular’ es que las urnas han decidido que gobierne en Ocaña el centro derecha y se remite a los votos obtenidos por las tres formaciones (casi 2.600) frente a los del PSOE (1.972), de modo que son 10 concejales frente a 7.
Aunque PP, Cs y Vox han tenido en su mano la mayoría absoluta desde el principio, la situación en Ocaña cambió  tres días depués de las elecciones porque el PSOE, tras la subsanación de un error en la contabilidad de votos, se quedó con 7 concejales.  
Al parecer, en el traspaso de datos a las PDA que transmiten los votos recogidos en las mesas electorales y que luego se hacen públicos por parte del Miniseterio, los votos de Vox en una mesa se otorgaron a Ciudadanos y el efecto de la Ley Don’t otorgaba al PSOE ocho concejales.
Corregido el error por parte de la Junta Electoral de Zona, el PSOE se ha quedado en 7, el PPen 5, Ciudadanos en 2 y Vox creció hasta los 3.
Habrá que esperar unos días para conocer la decisión de estas formaciones y saber si Ocaña tendrá un gobierno ‘a la andaluza’.