Marsodeto, en primera línea

M.G
-

La marcha solidaria anual congrega alrededor de 700 participantes, un centenar más que el año pasado. El recorrido de este año se adentra en los terrenos de la Academia de Infantería

Marsodeto, en primera línea - Foto: Yolanda Redondo

Una jornada de intensa reflexión en la que se ha colado la inclusión. Marsodeto (Federación Provicial de Entidades Pro Personas con Discapacidad Intelectual y Parálisis Cerebral de Toledo) ha celebrado su tradicional marcha anual para recabar fondos y visibilizar su situación. La temperatura acompañaba y la solidaridad ha deslumbrado una vez más, esta vez en la XXXIV edición, gracias a la participación de alrededor de 700 personas, un centenar más que el año anterior.
En esta ocasión, la Academia de Infantería ha mantenido un importante protagonismo por la alta participación de los jóvenes militares y por la presencia de su director Javier Marcos, que hace unas semanas aceptó convertirse en padrino de Marsodeto por los valores de este conjunto de entidades y las personas que los representan.
La marcha ha partido como todos los años del Colegio Infantes en dirección al Valle, aunque esta vez el itinerario ha cambiado su recorrido habitual para adentrarse en los terrenos de la Academia de Infantería, un gesto más de colaboración y de la calurosa acogida de la institución. No es la primera vez que se varía el trazado de la caminata porque ya hubo una marcha que discurrió por los terrenos militares hace tiempo.
Las gorras y el agua se han convertido en el mejor recurso para hacer frente a un sol primaveral que ha despuntado con ganas. Esta iniciativa solidaria contó con la participación de familias enteras, personas mayores, otras con discapacidad, representantes de colectivos, personalidades políticas y un buen número de perros han acompañado con ganas a sus dueños durante los 9 kilómetros del recorrido.
La afluencia ha contentado a la organización, aunque las previsiones iniciales apuntaban a un millar de participantes. Aun así, desde Marsodeto se echa en falta la entrega de hace años, sobre todo, cuando esta marcha anual congregaba alrededor de 1.800 personas.
Trinidad Escobar, miembro de la Junta de Marsodeto y presidenta de Down Toledo, ha aprovechado para recordar la importancia de que «los políticos y la gente de la calle sepan que las personas con discapacidad tienen que estar en primera fila, no en segunda, tercera o cuarta y que crean en su potencial». En su opinión, en Toledo «se están haciendo las cosas bien porque se está intentando incluirles en todos los ámbitos», pero considera que todavía hay que luchar por avanzar en el ámbito laboral y en el educativo. En este caso, Escobar tiene claro que la inclusión real llegará «cuando ver por la calle a personas con discapacidad no resulte raro ni resulte diferente que atienda una persona con discapacidad cuando se va a la compra».
La política tampoco faltó en la cita. Quizá fue una de las mejores maneras de pasar la tarde de reflexión antes de coger fuerzas para las elecciones generales de hoy. La alcaldesa de Toledo y candidata por el PSOE, Milagros Tolón, ha llegado acompañada de parte del equipo de Gobierno, entre ellos, Teo García y Maite Puig. Minutos antes de que se iniciase la marcha, aseguró:«Lo más importante es trabajar todos los días con asociaciones que forman el músculo social de Toledo».
También la candidata del PP a la Alcaldía, Claudia  Alonso ha participado en la marcha junto al concejal José López Gamarra. En este caso, ha explicado que Toledo tiene como reto «avanzar hacia la inclusión» y considera que únicamente se logrará  con la participación de todos, una palabra que va mucho más allá de la integración. Además, ha señalado que  su partido lo tiene «tan aprendido e interiorizado» que su candidatura al Ayuntamiento lleva a Guadalupe Cortes como número 13, «una persona con síndrome de down que está por sus propios méritos.
A la marcha también se han sumado otros miembros de la Corporación, entre otros, el candidato de Ciudadanos, Esteban Paños, y su número dos, Araceli de la Calle, y la concejala de Participación Ciudadana, Helena Galán.