La recaudación fiscal crece un 7,5% en Toledo

A. de la Paz/Toledo
-
La recaudación fiscal crece un 7,5% en Toledo - Foto: Reyes MartÁ­nez

Los ingresos del Fisco en la provincia vuelven al nivel que marcaron una década atrás, en el inicio de la crisis económica. La aportación del Impuesto de Sociedades supone el 11% del total de los ingresos

La delegación provincial de la Agencia Tributaria en Toledo ingresó durante el ejercicio de 2018 más de 1.304 millones de euros. Respecto al año fiscal anterior, el dato supone un 7,5% más. En el ámbito nacional, la capacidad recaudatoria de Hacienda se expandió apenas una décima más que en la provincia que alberga la capital de Castilla-La Mancha. La aportación de personas físicas y jurídicas toledanas a los caudales públicos alcanzó su mayor cota desde 2008, año que marcó el inicio de una larga crisis para la economía y el empleo. La mejoría de las condiciones macroeconómicas y la subida en varios de los gravámenes explican la trayectoria ascendente,  desde 2013, de la cuantía acumulada por el Fisco en Toledo. Este incremento paulatino no alcanza, sin embargo, el nivel registrado en 2007, cuando se aportaron casi 1.540 millones de euros.
El análisis comparativo entre 2017 y 2018 muestra cómo la cuantía sube en los principales impuestos, siendo especialmente llamativo el aumento de más de 56 millones de euros en el IRPF (un 8%) y de alrededor de 14 millones en el de Sociedades (11,3%), según el Informe anual de recaudación tributaria correspondiente al año pretérito.
El incremento en el volumen de los dos impuestos principales certifica tanto el mayor dinamismo empresarial como el vigor recobrado en el mercado del trabajo. El mantenimiento de la capacidad productiva, además de la reducción continuada del desempleo y el avance en la contratación, ayudaron a subir los ingresos por ambas partidas. También crece la suma que el IVA deja en las arcas públicas. La recaudación por este gravamen supera en 14 millones de euros la cifra alcanzada en 2017. Las perspectivas positivas de los consumidores y el tirón de la demanda interna están detrás de esta subida.
Según los principales impuestos, la Agencia Tributaria percibió en 2018 en la provincia de Toledo 772 millones de euros por IRPF, 143 por Sociedades, 327 por IVA y algo más de 10 millones en el capítulo de los Impuestos Especiales.
Los mayores ingresos recogidos en el último ejercicio fiscal recortan la distancia que aún se registra respecto al año 2007. La recaudación sigue lejos del nivel alcanzado justo antes del inicio de la crisis económica. Aquel curso fue el último, hasta 2014 y los posteriores, en el que se creó empleo neto. Al calor del dinamismo en el mercado inmobiliario y de un elevado consumo de los hogares, la actividad económica favorecía la recaudación creciente de impuestos respecto a los años previos. La cifra alcanzada entonces, más de 1.540 millones de euros, sigue siendo mucho más elevada que la actual.
La recaudación del impuesto de Sociedades a lo largo de los últimos años refleja los efectos negativos que la crisis tuvo en la actividad empresarial y cómo el despegue de la economía provincia y nacional ha ido animando los ingresos por este tributo. En 2007, la delegación toledana de Hacienda cobró 326 millones por Sociedades; tres años después, la cifra caía hasta los 105 millones (en 2009, el Gobierno español encabezado por José Luis Rodríguez Zapatero recortó cinco puntos de este gravamen para pymes y autónomos). En 2013, cénit de la crisis, el Fisco sólo pudo ingresar 80 millones por este concepto. El año pasado, la cifra superó los 143 millones (el Gobierno de Rajoy subió este impuesto en 2012, lo bajó en 2014 y volvió a subirlo en 2016).
La delegación de Toledo fue la decimoquinta que más impuestos recaudó para la Hacienda española en 2018. Una parte notable de los mismos, casi el 60%, provino del esfuerzo de las rentas del trabajo. El tributo que grava el consumo, el IVA, representa la cuarta parte del total de la recaudación. El montante que derivan las empresas al erario público por su actividad viene marcado por el tamaño habitual de las compañías que forman el tejido empresarial de la provincia. Sólo uno de cada diez euros ingresados por Haciendo corresponde a esta carga. El escaso músculo de las personas jurídicas toledanas y el tipo más reducido al que están sometidas por esta característica lastran la recaudación por Sociedades.