scorecardresearch

La cerámica del Ruiz de Luna se hace inclusiva gracias al 3D

La Tribuna
-

El Museo acoge la representación del plato 'La escena del titiritero' siguiendo el modelo Haptic, que hace accesible el arte a personas con discapacidad visual.

La cerámica del Ruiz de Luna se hace inclusiva gracias al 3D - Foto: L.T.

El Museo de Cerámica Ruiz de Luna acogerá hoy la presentación de una reproducción en 3D de un plato de cerámica de la colección del museo realizada siguiendo los principios de diseño HAPTIC, desarrollado por investigadores de la Universidad de Castilla-La Mancha, bajo la dirección de la profesora Carmen Carpio. Con este proyecto se persigue hacer accesible el arte a personas con discapacidad visual, proyecto premiado por la Fundación General del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y la Plataforma del Español en el marco del Programa COMTE.

La idea de este proyecto surge de los principios del Diseño para todos y de la necesidad de que personas con dificultades de visión puedan acceder al conocimiento de la pintura y otras obras de arte plástico. Se ha creado un material inclusivo en tres dimensiones con acceso de vista, oído y tacto para uso didáctico, así como de uso en museos, salas de exposición y entornos turísticos. La combinación  de entradas perceptivas es beneficiosa para la representación cognitiva y la elaboración  de  imágenes  espaciales,  la  transmisión  de  acontecimientos  e  ideas  plasmadas  en obras de arte, así como para experimentar alguna forma de vivencia estética.

Para  el  proyecto  se  ha  escogido  una  obra  del  Museo  Ruiz  de  Luna  de  Talavera, concretamente el plato de cerámica con escena de Don Quijote de la Mancha, por la importancia de la cerámica en  esta  región, la calidad de la pintura  que  se transmite en  este  tipo de arte cerámico, y la relevancia de la obra literaria de Cervantes.

La cerámica del Ruiz de Luna se hace inclusiva gracias al 3DLa cerámica del Ruiz de Luna se hace inclusiva gracias al 3D - Foto: L.T.Se trata de la reproducción en color de  un  grabado  del  capítulo  25 'La  aventura  del  rebuzno  y  la  graciosa  del  titerero',  con  las memorables adivinanzas del mono adivino. A partir de esta pieza se ha generado una maqueta y varios audiovisuales, que reproduce la escena y sus personajes en tres dimensiones, con el fin de hacer la obra accesible a través de varios sentidos.  

Está  dirigido  a  todo  tipo  de  personas,  independientemente  de  su  especificidad,  y  en  diferentes  contextos sociales, tanto el escolar, como otros ámbitos de tipo artístico. Es aplicable a alumnado de la etapa de educativa básica o primaria, así como otros niveles adaptado a diferentes edades.

El proyecto se enmarca en el Programa europeo Horizon 2020 de investigación e innovación, que  cumple los requisitos de la Estrategia Regional de Especialización Inteligente de Castilla-La Mancha  (RIS3).

Equipo.  El equipo  multidisciplinar  responsable de la creación y  fabricación  está  formado  por   profesores  de diferentes  áreas  de  conocimiento.  Lo  dirige  Carmen  Carpio de los Pinos, profesora contratada Doctora de Psicología en la Facultad de Educación de Toledo.  Desde  la Pedagogía  cuenta  con  el  catedrático  Arturo  Galán  (UNED),  que  realiza  orientaciones metodológicas  educativas.  También  realiza  aportaciones  artísticas  la  profesora  Ángela  Celis (UCLM), doctora  en  Filología Hispánica,  coautora de narraciones de las  explicaciones de los cuadros. Como asesor figura Ignacio Llamas, licenciado en Bellas Artes por la UCM, ganador de premios nacionales de críticos de arte, y en 2016 destacado como mejor artista español en ARCO.

Además,  cuenta  con  apoyo  técnico  por  parte  de  la  empresa  de  informática  Endorseek,  que  colabora en el diseño gráfico de las figuras. Como personal contratado destaca Eva Cuadra, de la rama  de  Humanidades,  para  preparación  de  datos  de  investigación  y  realización  de  los  videos explicativos. Desde el principio de estos estudios se ha contado con la implicación de un  grupo de maestros de la ONCE de Castilla-La Mancha, quienes han aplicado los métodos y pasado  las pruebas de valoración.  

El proyecto está financiado por la  Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha en convocatoria competitiva de la Consejería de Educación, Cultura y Deportes, a través de Fondos europeos FEDER. Respecto a los recursos materiales, la UCLM está financiando estos estudios y su divulgación. También la ONCE ha aportado materiales como las láminas de fusher, así  como  el  tiempo  de  trabajo  de  sus  maestros,  dedicado  voluntariamente.  El  Museo  Ruíz  de Luna de Talavera  ha aportado la sede a la exposición del proyecto y ha financiado el cartel  explicativo  en  el  que  van  grabados  los  códigos  QR  para  acceder  a  las  explicaciones  audiovisuales que permiten apreciación estética de la obra.