El San Isidro más toledano de la historia

Dominguín
-

La cartelería de 2019 de la feria madrileña recoge la actuación de cinco matadores de toros de la provincia en el serial: nunca han actuado tantos toledanos en la historia de la feria de San Isidro

El San Isidro más toledano de la historia - Foto: Ví­ctor Ballesteros

No hay datos claros de que en la historia taurina de la provincia de Toledo, habiendo tenido siempre un florido número de matadores de toros, haya contado con el honor de disfrutar de tanta importancia en la más importante feria taurina del mundo. El año 2019 pasará a la historia de la fiesta brava en la provincia, puesto que ha alcanzado la máxima presencia de toreros de nuestra tierra en el San Isidro madrileño.
Son cinco los matadores de toros que el pasado viernes aparecieron en los carteles de la plaza de toros de Madrid para su feria señera. Álvaro Lorenzo, Eugenio de Mora, Cristian Escribano, Gómez del Pilar y Ángel Téllez son de Toledo, Mora, Esquivias, Cedillo del Condado y Mora -de nuevo- respectivamente. El origen es una cuestión destacada dentro de nuestra baraja de espadas del primer escalafón: casi todos están anunciados en la primera plaza del mundo y en la feria más importante de toda la temporada.
Álvaro Lorenzo hará el paseíllo en tres ocasiones. Una de las ganaderías a lidiar la conocimos por el famoso bombo de Simón Casas, donde fue agraciado con los astados de Garcigrande. Esta corrida se lidiará el día cinco de junio, pero antes de ese compromiso hará el paseíllo el día 17 de mayo con los toros de Joselito y el 31 del mismo mes con los de Alcurrucén. Sus tres tardes no son más que el fiel reflejo de su esfuerzo y su triunfo: las tres orejas que el cortó el Domingo de Resurrección del año pasado le encumbraron y este año tiene que revalidarlo en tan importante empresa.
Los otros cuatro espadas de la provincia harán un paseíllo por coleta. Eugenio de Mora vuelve a pisar su ruedo tras un año ausente de manera injusta, un torero de Madrid y del gusto de su afición que da la cara cada vez que se viste de torero en el coso de la calle de Alcalá. Esta vez tendrá la oportunidad con toros toledanos de El Ventorrillo el día 10 de junio. A Cristian Escribano, siguiente matador por antigüedad, su oreja en Madrid ante un Saltillo le ha abierto la puerta de la plaza por partida doble. Primero: el 2 de mayo, fuera de feria; ya dentro del ciclo actuará el 11 de junio ante astados de Valdellán.
Noé Gómez del Pilar vuelve a ser tenido en cuenta en Madrid, para conformar el cartel que lidiará la mítica ganadería de José Escolar el día 28 de mayo. El más novel de los espadas actuantes, es el moracho Ángel Téllez, que todavía tiene que tomar la alternativa y doctorarse en un mes frenético que le hará confirmar en Madrid en su cuarto paseíllo como matador de toros. El día 23 de mayo será Castella el que le ceda los trastos con Emilio de Justo como testigo de confirmación.
En cuanto a las ganaderías de la provincia, son cuatro las que desplazan ejemplares al serial isidril. Alcurrucen, es la más destacada ya que embarca dos encierros para la primera plaza del mundo lidiándose los días 31 de mayo y 7 de junio. El Tajo y La Reina, propiedad del torero Joselito verán el ruedo venteño el 17 de mayo. Otra divisa habitual cada año en Madrid es el Ventorrillo que tendrá el día 10 la oportunidad de verse las caras con Eugenio de Mora. Para finalizar la participación de animales toledanos, se correrá una novillada del Conde de Mayalde el día 20 de mayo. Esta divisa ya es habitual con los utreros en Las Ventas por su presentación y el buen juego de los astados.
El plantel de la provincia es pleno y total, lo que confirma la buena salud de la tauromaquia en Toledo y los grandes matadores de toros que tenemos, por lo que están presentes en la feria isidril. Ya tienen ellos los mimbres en sus manos y la suerte en las bolas del sorteo de sus oponentes para poder alcanzar el sueño que persiguen, que no es otro que el de triunfar y salir a hombros de Las Ventas del Espíritu Santo.