La ola antitaurina llega a Castilla-La Mancha

J. Monroy
-
La ola antitaurina llega a Castilla-La Mancha - Foto: Yolanda Redondo

Varios cientos de personas se manifiestan en Toledo, en la primera convocatoria de la nueva Coordinadora Regional Antitaurina

Cientos de personas se han dado cita este domingo en Toledo para pedir el fin de la tauromaquia. Es el primero de los actos organizados por la nueva Coordinadora Regional Antitaurina, compuesta por diversas entidades de las cinco provincias. Fue una ruidosa marcha entre la puerta de Bisagra y Zocodover.
Sus objetivos, explicó Albino Hernández, coordinador de Castilla-La Mancha Antitaurina, han sido tan diversos, como la mala imagen que la tauromaquia da del país, el dinero que se invierte en los festejos, el embrutecimiento de la ciudadanía que allí acude y, «por supuesto, por el maltrato animal, los miles de animales que son asesinados este año en nuestro país para el disfrute de unos pocos, de una minoría ruidosa y poderosa». Además, también ha querido dar visibilidad al millón de euros que el Gobierno de Castilla-La Mancha gasta cada año en retransmitir festejos taurinos en su televisión pública, «que se paga con nuestros impuestos, aunque consideremos que se trate de una aberración y una tradición cruel».
Participan en esta nueva Coordinadora Fundación Alma Animal de Albacete, Bloque Antiespecista de Cuenca, Asociación Cultural Antitaurina de Ciudad Real, La Sagra Antitaurina y Guadalajara Antitaurina. Este es tan sólo, apuntó Hernández, el primer acto antitaurino conjunto, aunque cada una de las entidades ya se ha manifestado en innumerables ocasiones a lo largo y ancho de toda Castilla-La Mancha. La idea es que la Coordinadora continúe haciendo a partir de ahora más actividades para seguir reclamando el fin de la tauromaquia. La Coordinadora ya ha mantenido encuentros con representantes políticos de todo el espectro.