scorecardresearch

La caprichosa corona a Tomás Rufo

Dominguin
-

Seis orejas cortó el torero de Pepino ante sus paisanos, saliendo a hombros del coso. La corrida, que levantó mucha expectación, hizo que se cubriesen tres cuartas partes del aforo de la plaza.

Tomás Rufo fue sacado en volandas por los aficionados a los Jardines del Prado. - Foto: Dominguín

Había ganas de toros en Talavera y el río de gente que llegaba hasta 'La Caprichosa', y se ocuparon tres cuartas partes del aforo total. La alcaldesa Tita García tampoco quiso perdérselo y estuvo acompañada del presidente de la región Emiliano García-Page y a Álvaro Gutiérrez presidente de la Diputación. Muchos aficionados venidos de toda la provincia que atraídos por la gesta de Rufo ante cuatro astados.

La gesta de Tomás Rufo se tradujo en triunfo y se llevó para su cuenta particular seis orejas al esportón, en cuatro faenas de distinto calado. Durante la faena de muleta del primer toro del espada pepinero, se interpretó por primera vez en público por la banda de música municipal el pasodoble que lleva su nombre.

Por delantales y verónicas quiso recibir a si primer toro, el segundo de lidia rematándolo con media y revolera en el mismo centro del ruedo. Chicuelinas para probar al toro tras el paso por el piquero que empezaron a caldear las gradas. Doblándose por bajo por ambos pitones comenzó con poder su trasteo con los pitones cosido a la franela. Dos tandas con la diestra antes de empezar su sinfonía al natural. La zurda de Rufo fue determínate, y mando al burel todo lo que su brazo lo desplazaba. Siempre por bajo y sin dejar que tocase el engaño. La pena fue el pinchazo inicial, pues enterró la espada al segundo intento y le valió para inaugurar su marcador con un trofeo.

La entrega de Tomás Rufo fue total en sus cuatro toros.La entrega de Tomás Rufo fue total en sus cuatro toros. - Foto: DominguínLe costó definirse al segundo astado de a pie, hasta que con la pañosa en la mano se fue a por el Rufo con fe. El animal embestía a media altura y sus finales no eran para el lucimiento, pero dejando siempre al colorado de Alcurrucén las telas en la cara le enjaretó tres tandas de derechazos que cambiaron la condición del burel.  Ahí se ajustó más el torero con las zapatillas clavadas en la arena y pasándose el astado por la faja, poniendo todo de su parte el artista, cosa que calo en los tendidos, pidiéndole las dos orejas que el usía concedió tras un tremendo estoconazo.

Con temperamento salió el tercer toro de lidia a pie, doblegándose con la capa el matador hasta un garboso remate a una mano a modo de tarjeta de visita. Cono si fuese un homenaje al malogrado "Joselito", se hincó de rodillas en el mismo sitio que fue prendido de muerte el torero sevillano hace 102 años. Allí con firmeza, cito al astado y se lo dejó venir, lo toreo como los ángeles con la diestra, como si sirviera de homenaje al ídolo de Gelves. Confío Tomás en el toro y lo volvió a citar esta vez incorporado llevando largo los trazos por ambos pitones. Faena de calado en los tendidos que fue refrendada por un espectacular volapié de efecto fulminante. Dos orejas más en su cuenta particular que paseó ante el clamor de sus paisanos.

El mejor recibo de capa vino en el sexto, por verónicas con el compás abierto y cadencia en sus muñecas rematándolo con dos medias abelmontadas en el mismo centro del ruedo. Con suavidad citó con ayudados por alto Rufo al cierraplaza, con la confianza de que iba a romper con claridad. Lo puso todo se su parte Rufo y llevó cosidas a sus telas rojas las embestidas con un temple prodigioso. Aguanto las dudas del astado y se lo paso muy cerca, enroscándoselo una y otra vez en su espigada figura. Mató a la segunda y culmino con otra oreja más su tanteo particular que al final sumo seis trofeos.

Templado comienzo de Tomás Rufo al primer toro de su loteTemplado comienzo de Tomás Rufo al primer toro de su lote - Foto: DominguínPor su parte Guillermo Hermoso de Mendoza no tuvo su tarde, En el que abrió plaza le condicionó un rejón de castigo en el costillar que el toro acuso toda la lidia. La salida de 'Disparate' le dejó poner varias farpas con limpieza en lo alto que luego lo continuó con las cortas a dos manos, pero el fallo con el acero le dejó en silencio su primera actuación. Con ambición salió a recibir al cuarto, un animal que se aquerenció en tablas muy pronto. Pero la extraordinaria que atesora le ayudó a poner toda la carne en el asador haciendo cómplice a los asistentes de su faena. El premio fue de una oreja pedida de manera unánime por el público asistente.

Pero la tarde tuvo más protagonistas, ya que no quisieron quedarse atrás. La cuadrilla a pie de Rufo quiso puntuar y saludaron tras parear Fernando Sánchez y Sergio Blasco, Destacando las magníficas lidias de los cuatro subalternos en sus correspondientes astados.

 

 

 

 

 

 

 

El caballero Guillermo Hermoso cortó un trofeo en Talavera.
El caballero Guillermo Hermoso cortó un trofeo en Talavera. - Foto: Dominguín