'Sky Blue Aviation' gestionará el aeródromo de La Iglesuela

Redacción
-
‘Sky Blue Aviation’ gestionará el aeródromo de La Iglesuela - Foto: Dani Herradon

El alcalde se muestra satisfecho por conseguir que una empresa con proyectos en cartera que pueden suponer creación de empleo haya apostado por estas instalaciones. La empresa creará 4 empleos y el Ayuntamiento recoge currículums hasta este miércoles


El Aeródromo de El Tiétar, también llamado Aeródromo de La Iglesuela ya que se encuentra en el término municipal de esta localidad toledana, empezó el año con la sorpresa de quedarse sin ‘dueño’. El Ayuntamiento empezó rápidamente, tras la baja de la empresa que lo venía gestionando en los últimos años, un proceso para la apertura de un concurso que después de haber tenido que sufrir una rebaja ha encontrado una empresa para gestionar estas instalaciones aeronáuticas municipales. Finalmente Blue Sky Aviation ha sido la única que apostó por invertir en La Iglesuela del Tiétar, «que no la única interesada en las condiciones de la licitación», y en la actualidad y está buscando personal para cubrir al menos cuatro puestos de trabajo con contratos indefinidos que empezarían a trabajar el próximo 15 de septiembre.
De hecho el Ayuntamiento de La Iglesuela del Tiétar ha anunciado que los interesados en cubrir estas plazas - de mantenimiento de jardinería con capacidad de instalación de riego, otra plaza para alguien ‘que sepa hacer uno poco de todo’, una de albañil y pintor, y un guarda nocturno- pueden presentar sus datos y currículum en las dependencias municipales hasta el próximo 12 de septiembre.
Esta es la primera buena noticia del nuevo adjudicatario que, como explica el alcalde de La Iglesuela, Víctor Eduardo Elvira Rodríguez, presenta unas perspectivas de futuro en esta materia que alientan la esperanza de conseguir más creación de empleo.
Blue Sky Aviation, señala el alcalde, tiene entre sus actividades un negocio de aerotaxis y de transporte de órganos por lo que las instalaciones de La Iglesuela se convierten en un lugar geográficamente estratégico. «Buscaban un espacio con entrada y salida muy operativa», indica Víctor Eduardo Elvira, que siempre ha defendido la situación estratégica en materia de aeronáutica del aeródromo.
 Pero al margen de estas actividades aeronáuticas que ya desarrolla desde Madrid, Blue Sky Aviation, celebra esperanzado el alcalde, tiene en proyecto llevar a cabo una escuela de azafatas y pilotos tanto de helicópteros como de aviones así como una escuela de mecánicos en la que poder obtener el certificado europeo requerido para poder desarrollar este trabajo, además de introducir actividades relacionadas con el vuelo y el paracaidismo.
Un abanico de posibilidades que Elvira recibe con optimismo porque al margen de los puestos que ya se van a crear, «a largo plazo se prevé la generación de más necesidades en materia de empleo».
Pero además de la generación de empleo, uno de los requisitos que se premiaba en las condiciones de la licitación de estas instalaciones municipales, no subestima el primer edil de La Iglesuela del Tiétar lo que representa el canon anual que abonará la empresa a las arcas municipales. 30.000 euros que representan entorno al 10 por ciento del presupuesto de esta localidad, una cifra nada desdeñable «teniendo en cuenta las necesidades de un municipio como el nuestro» en el que, se enorgullece el alcalde, «dejamos de tener deuda en 2012 y somos uno de los ayuntamientos que más rápido pagamos a nuestros proveedores, porque en 10 ó 15 días respondemos a todos». Así pues, los nuevos ingresos del aeródromo seguirán facilitando que esta gestión económica siga siendo bandera en el Consistorio.