PP pide fórmulas para ampliar el abono transporte a Talavera

Leticia G. Colao
-

Será una de las dos mociones que presentarán en el Pleno del jueves al tratarse de una «reivindicación histórica» que busca acabar con el agravio comparativo con otras ciudades como Toledo o Guadalajara

PP pide fórmulas para ampliar el abono transporte a Talavera

El Grupo Municipal Popular pedirá en el Pleno del jueves que el Gobierno regional negocie con la Comunidad de Madrid una ampliación del abono transporte E2 a Talavera mediante una fórmula específica que no obligue a los talaveranos a pagar más por la distancia hasta Santa Olalla. Así lo ha explicado hoy el portavoz del Grupo, Santiago Serrano, quien manifiesta que son muchos los talaveranos, más de 300, los que cada día se desplazan hasta la capital de España para estudiar y trabajar y necesitan ventajas «además de la prestación de un servicio digno».
Se trata de una «reivindicación histórica» de la ciudad que no ha conseguido aún solucionarse, y que supone un «agravio comparativo» con otras ciudades como Toledo o Guadalajara, que sí entran en el radio establecido por el gobierno madrileño. Por ello, los viajeros talaveranos asumen además el coste del viaje entre Talavera y Santa Olalla, municipio donde comienzan a funcionar las ventajas del abono E2.
Para ello, pide al Gobierno regional que se preste a negociar con Madrid «una fórmula específica de ampliación» para este caso concreto y que los viajeros de Talavera y la comarca «puedan disfrutar de la total prestación del abono», explica, pese a las complicaciones técnicas y económicas que ello supondrá. Esta reducción de precios deberá aplicarse también a los jóvenes menores de 26 años, personas con minusvalías y familias numerosas.
También se habla en la moción popular de las diferentes incidencias que han sufrido los viajeros talaveranos durante el presente verano, con numerosas averías y retrasos que han dificultado el servicio. En este sentido, Serrano indica que se trata de un servicio de transporte público interurbano «absolutamente caótico y precario, lejos del siglo XXI», y con «una falta de seguridad y una ausencia de comodidad en el viaje que los viajeros de Talavera no deberían estar obligados a soportar».