Un concurso para el 150 aniversario de la tabla periódica

C.M
-

El concurso, que ya abierto el plazo de inscripción para los institutos de la ciudad hasta el 30 de marzo, consiste en la creación de una tabla periódica «creativa, innovadora e imaginativa»

Un concurso para el 150 aniversario de la tabla periódica

La idea, desarrollada ahora en este concurso, fue de María del Carmen López, profesora del IES Carlos III que ya puso en marcha esta iniciativa en el centro en el que ejerce su trabajo como docente. El resultado fue «muy bueno» y pensó en la posibilidad de ampliar su ámbito de acción a todos los institutos de la ciudad. Para ello solicitó ayuda al colectivo Ciencia a la Carta que, como no podía ser de otra forma, accedió a dar forma a un certamen llamado a celebrar el 150 aniversario de la tabla periódica y, claro está, a incentivar el gusto por la ciencia entre los más jóvenes.
Una vez orquestada la intervención, sus hacedores lograron contar con el apoyo del Ayuntamiento, de la Fundación Soliss, de las reales sociedades de química y de física, y de la firma Reig Jofre, para lanzar un concurso de creación de tablas periódicas «innovadoras, creativas y diferentes», en el que podrán participar todos los alumnos de ESO y Bachillerato matriculados en cualquier centro educativo de la ciudad. Grupos que serán organizados por los centros interesados en formar parte de esta aventura científica y cuyos trabajos serán seleccionados, expuestos y evaluados.
Aprovechó la ocasión, una de las organizadoras, para recomendar a los participantes «la elaboración de tablas periódicas que sean imaginativas, inclusivas, accesibles, originales y útiles» porque no se trata de «la mera plasmación de elementos» y sí de aportar nuevos conceptos e imágenes «para enseñar las bases de la química».
Acompañadas por Nuria Cogolludo, María José Ruiz, doctora en Química, profesora en la UCLM y divulgadora científica de Ciencia a la Carta, y María del Carmen López presentaron un concurso en el que los centros interesados ya pueden inscribirse -hasta el 30 de marzo- y formalizado en dos fases. En la primera serán los propios centros los encargados de seleccionar, de todos los trabajos, los cinco mejores que, apreció Ruiz, serán exhibidos en la exposición que, desde el 10 hasta el 17 de mayo, se ubicará en el Centro Social de Santa María de Benquerencia. El fallo del jurado -formado por expertos de Ciencia a la Carta y por representantes del Ayuntamiento y Fundación Soliss- se dará a conocer el mismo día 17 de mayo. Sobre los galardones, el primer premio será un iPad, mientras que habrá un accésit -elegido mediante votación popular- que tendrá como premio un vale regalo. Mientras que el jurado seleccionará el primer premio. Además, durante toda esa semana «se desarrollarán múltiples actividades relacionadas con la tabla periódica abiertas a la ciudad».
Y puesto que se pretende que «la gente contemple la tabla periódica y la entienda a través de los trabajos seleccionados», la divulgadora científica apreció las posibilidades de «jugar con las piezas contenidas en la tabla para abordar todos los problemas» sociales. Para ello, el día 10 tendrá lugar la charla del profesor José Antonio Murillo Pingarín, «un magnífico divulgador que trabaja con demostraciones en directo sobre química», y una serie de micro-concursos articulados en «juegos de cartas y en juegos de barcos», y en demostraciones de todo tipo y condición. Clausurará la cita, el día de la entrega de premios, el físico y divulgador científico Rafael Bachiller.
Por supuesto, y ya que todas las actividades gestadas por Ciencia a la Carta -apuesta colectiva por el fomento de la cultura científica, sin ánimo de lucro, surgida del interés por la divulgación de un grupo de científicos vinculados a universidades y otros organismos de investigación- son inclusivas, ambas charlas serán interpretadas en lengua de signos.


«Nuestra Piedra Rosetta». Este 2019 se conmemorará el 150 aniversario de la creación de la tabla periódica por el químico ruso Dmitri Mendeléyev, que en 1869 ordenó los elementos conocidos según las características de sus átomos. Dicha tabla es una herramienta única que permite a los científicos predecir la apariencia y las propiedades de la materia que compone el universo, de ahí que sea un sistema considerado como uno de los hitos más representativos de la historia de la ciencia.
De hecho, ambas docentes coincidieron en señalar la importancia de «acercar nuestra Piedra Rosetta» a través de actividades que impliquen a toda la sociedad. Por ello,  la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas ha proclamado este 2019 como el Año Internacional de la Tabla Periódica para «reconocer la función crucial que desempeñan los elementos y la química en el desarrollo sostenible a la hora de aportar soluciones a muchos de los desafíos que afronta la sociedad en su conjunto, y dar a conocer a un público más amplio su importancia».