Diputación convierte residuos en energía para 74.000 vecinos

J.M.
-
Diputación convierte residuos en energía para 74.000 vecinos

El presidente de la Diputación recorrió ayer las instalaciones dependientes de Gesmat y destacó que las plantas permiten el cumplimiento de las pautas de la UE sobre residuos

El presidente de la Diputación, Álvaro Gutiérrez, recorrió ayer las instalaciones del Ecoparque, dependiente de la institución provincial, para conocer de primera mano dos plantas nuevas que convierten los residuos en fuentes de energía que sirven para abastecer a unos 74.000 toledanos.
«Es un gran avance en la gestión, tratamiento y reutilización de residuos porque permite generar energía», destacó Gutiérrez sobre la planta de biolíquidos y la de biogás. Respecto a la primera, subrayó que es la primera instalada en España y en Europa para la transformación de los restos sólidos urbanos que no pueden ser reutilizados en combustible. Así, puede ser usado, por ejemplo, para las calefacciones.
El proyecto de la planta de biolíquidos fue elegido por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente en la convocatoria ‘Clima 2015’ por su objetivo de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero que provocan el calentamiento del planeta. Así, se calcula que la planta logrará la reducción de 32.000 toneladas de CO2 emitidos a la atmósfera, cantidad equivalente a la contaminación producida por 13.167 vehículos circulando durante un año, o lo que es lo mismo, como si un coche recorriera 164.323.195 kilómetros.
El método empleado en la nueva planta es pionero en Europa, se basa en la termoquímica y se denomina pirólisis flash, que consiste en la descomposición química de distintos materiales sometidos a elevadas temperaturas en ausencia de oxígeno. El resultado es un biolíquido de segunda generación similar al gasóleo C. Este tipo de biocombustible es idóneo para su uso en calderas de uso doméstico o industrial, o en vehículos industriales. Actualmente esta planta es capaz de generar 2.350 toneladas de biocombustible al año.
La segunda inaugurada, con una técnica extendida en otros vertederos, aprovecha el metano de la fermentación de los residuos situados bajo tierra para la conversión en energía eléctrica. El próximo mes de marzo, se alcanzará la capacidad de producción de dos megavatios por hora. La electricidad generada se suma a otra planta situada en el antiguo vertedero de Toledo. Estas plantas funcionan 24 horas al día, 365 días al año, alimentadas por el biogás generado por los residuos de los dos depósitos.
«Es una buena noticia porque no sólo es ya una planta de tratamiento de residuos sino generadora de energía», incidió el presidente de la Diputación, quien apostilló que permite cumplir las pautas de la UE de residuos sólidos urbanos porque resta cantidad al vaso.
La empresa Gestión Medioambiental de Toledo (Gesmat) trabajaba desde hace dos años en ambas instalaciones. Sobre la planta de biogás, el gerente de Gesmat, Pablo Redondo, explicó que la energía se vierte a la red eléctrica y, posteriormente, las empresas comercializadoras aprovechan la conversión tras el pago del servicio a Gesmat.
El Ecoparque es capaz de tratar 250.000 toneladas de residuos y da servicio a 196 municipios de la provincia, y a una población de 648.875 habitantes. Así, se generan 74 millones de kilowatios por hora.