El PSOE asume la alcaldía de Seseña 16 años después

Á. de la Paz
-

Silvia Fernández, investida alcaldesa de la cuarta localidad más poblada de la provincia con los únicos seis apoyos de su grupo municipal y las dos abstenciones de Más Seseña

El PSOE asume la alcaldía de Seseña 16 años después

El Ayuntamiento de Seseña regresa a manos socialistas más de tres lustros después. Durante estos años, la localidad limítrofe con la Comunidad de Madrid ha tenido dos alcaldes diferentes: entre 2003 y 2011, Manuel Fuentes, de Izquierda Unida, gobernó la localidad; posteriormente, desde 2011 y hasta ayer, lo hizo el popular Carlos Velázquez. Silvia Fernández, candidata del PSOE, asume el bastón de mando de un municipio que se parece poco al que dejó José Luis Martín, último regidor socialista, a principios de siglo: la población se ha multiplicado por cuatro desde entonces y ha cambiado su tejido social con la llegada de miles de jóvenes.
Los seis votos favorables de otros tantos representantes socialistas permitieron la investidura de Fernández. Velázquez, candidato a la reelección por el PP y alcalde saliente, cosechó solo los cinco apoyos de su grupo. Los tres concejales de Ciudadanos, los tres de Unidas Podemos Izquierda Unida y los dos de Vox apoyaron a sus respectivos cabezas de lista. Los dos ediles de Más Seseña, como habían anunciado, se abstuvieron. Aunque alejada de la mayoría absoluta, que en el caso de Seseña marcan un mínimo de once concejales, la socialista Fernández pudo ser nombrada como nueva alcaldesa.
La votación fue secreta, en urna y por llamamiento. Cada concejal electo escribió el nombre de uno de los cinco candidatos en liza y los dos presidentes de mesa realizaron el recuento frente al público asistente. La jornada de apertura de la nueva legislatura no se celebró en el Ayuntamiento de Seseña, como suele ser habitual en las sesiones de investidura de la mayoría de los municipios, sino en el Centro Cultural Pablo Neruda. Velázquez aprobó por decreto municipal este cambio el pasado miércoles. Los representantes públicos se sentaron en el escenario del auditorio y el publicó en las cómodas butacas. Sobre un aforo de más de 400 localidades se cubrió aproximadamente una tercera parte.
Fernández afronta una legislatura marcada por la fragmentación del pleno municipal y la necesidad constante de alcanzar acuerdos con otras fuerzas políticas. La parálisis amenaza el normal desarrollo de la actividad ejecutiva. La socialista solo ha asegurado su nombramiento como alcaldesa y necesitará de dos partidos más para poder tener una mayoría suficiente. La número uno de la confluencia de izquierdas, María Socorro González, tendió la mano a la ya alcaldesa para brindarle su «apoyo para sacar proyectos adelante». Desde la formación izquierdista, la cuarta en número de votos el 26M, confían en la llegada de «nuevos tiempos y nuevos aires y formas de gestionar». Los ediles de IU prometieron su cargo refiriéndose al deseo de establecer un «estado republicano, federal, solidario y laico» y haciendo mención a la «exigencia legal» de la fórmula establecida.
Más Seseña se perfila como la otra fuerza que ha de sostener el Gobierno municipal de Seseña. Sus dos ediles se abstuvieron en la investidura y apuntan «al bien» de la ciudad como base para el entendimiento con el PSOE.
Desde Cs recogieron la petición «de cambio variado» que han expresado los vecinos en las urnas, mientras que Vox se erigió como el partido que de «la oposición activa y vigilante para que los próximo no sean cuatro años perdidos».
El alcalde saliente, quien prometió su cargo de concejal frente a la habitual jura de los miembros de su partido, felicitó a su sucesora en el cargo y se despidió reivindicando su legado en la localidad. El depuesto regidor del PP celebró los avances de las dos legislaturas precedentes. «Tenemos la certeza de saber que Seseña es un municipio mejor en 2019 que en 2011: dejamos la ciudad mejor de lo que nos la encontramos». Velázquez aludió a los «retos por delante» y exigió seguir siendo un enclave «puntero y pionero en el centro peninsular».
La primera edil dirigió sus primeras palabras como responsable municipal llamando al diálogo entre los seis grupos municipales y aludiendo a aquellos que han facilitado su triunfo. «Me comprometo a tender la mano a todos los partidos que han permitido que gobierne la lista más votada», indicó. La nueva alcaldesa incidió en «la transparencia y la participación» como ejes sobre los que intentará cimentar su relación con la ciudadanía y el resto de formaciones. Como cierre, parafraseó una cita de Miguel de Cervantes para decir que «hoy es un día hermoso para muchos».