«Seguimos recibiendo peticiones para entrar en residencias»

L.G.E.
-

El presidente de Artecam señala que trabajan con Sanidad y Bienestar Social para poder aceptar ingresos con PCR negativa y aislamiento

«Seguimos teniendo peticiones para entrar en residencias»

El miércoles el presidente de la asociación de residencias Artecam tuvo una reunión con videoconferencia con la consejera de Bienestar Social y el vicepresidente de la Junta. A ellos les planteó que se incluyan los gastos que han tenido en los fondos de compensación del Gobierno a las comunidades, se habló de la prórroga de conciertos y del nuevo modelo de mejora en el que venían trabajando  antes de la crisis, «centrado en la persona, teniendo más  en cuenta al individuo». Pero avisa de que para eso hace falta financiación.
¿Qué situación hay ahora mismo en las residencias?
De los cuatrocientros centros que hay en Castilla-La Mancha, más de doscientos han sido afectados, unos con muy poca incidencia y otros en gran incidencia. ¿Cómo está la situación ahora?Pues depende de qué zonas. Estamos bastante mejor. Pueden aparecer casos, pero está bastante controlado. Y los fallecimientos hay cada vez menos.
¿Les preocupa la desescalada?
Nosotros seguimos teniendo peticiones de gente que quiere entrar en nuestros centros, pero hay que hacerlo de manera desescalada. Primero hay una desescalada interna. En algunas residencias se les está sacando al patio o al jardín de manera ordenada, de uno en uno, porque no puede ser tanto tiempo que estén en las habitaciones y siempre que sean negativos. La actividad de podología todavía no se está haciendo y la peluqueria tampoco.
En cuanto a la desescalada externa, nosotros estamos tratando con Sanidad y Bienestar Social para que, siempre que los ancianos traigan PCR negativo y nos autorice Sanidad, se permita el ingreso. Y aunque tengan PCR negativo, tendrán que tener dos semanas de aislamiento. Se han hecho algunos, pero solo de urgencia social. Estamos haciendo un protocolo conjunto con Sanidad y Bienestar Social  y posiblemente en las próximas semanas se empiece a admitir a ancianos en residencias.
Algunas residencias tuvieron muchos casos ¿qué medidas habría que haber tomado para que no se convirtieran en focos de contagio?
Es difícil. Y hablar ahora a toro pasado... Nadie preveía esto. Las primeras semanas fueron muy duras. Ahora estamos mejor, con los tests que se están haciendo en las residencias, estamos obteniendo resultados. Pero al principio, con todo el boom, tampoco a algunos ancianos nos admitieron en hospitales. Lo hemos tenido muy difícil y no estoy criticando ninguna política de nadie.
Algunos dicen que hay que cambiar el modelo residencial, pero el modelo no tiene la culpa. Algunos cambios habrá que hacer, hay que dotarle económicamente mejor, pero no por el modelo ha incidido el virus en las residencias. En las residencias tenemos ancianos que son muy vulnerables. Se está criminalizando a las residencias incluso desde las altas esferas del Gobierno de España y desde la Vicepresidencia. Y esto no. El virus no distingue ni centro privado, ni concertado ni público. Ha incidido en todos los sitios.  
¿Cree que esa falta de apoyo del vicepresidente Iglesias tiene que ver con la titularidad de las residencias?
Sí, efectivamente. Han ido siempre contra las privadas, cosa que no ha ocurrido en Castilla-La mancha. Si dijera eso de Castilla-La Mancha sería injusto. La consejera ha estado con nosotros codo con codo. Creemos en el modelo concertado, en la colaboración público-privada.
A nivel nacional no es de recibo que el vicepresidente diga que en las privadas ha habido más incidencia que en las públicas. Eso no es así. Ylo de querer nacionalizar residencias, me parece una locura. El sistema funciona precisamente por la concertación de plazas en Castilla-La Mancha y en todos los sitios. Una cama en la pública vale tres veces más al día que en una concertada.  Creo que el Gobierno central ya se está dando cuenta de esto.
¿Temen que la imagen de las residencias quede dañada?
Nos está afectando. Se nos está criminalizando y más al sector privado. Y aun así,  hay gente que está llamando a las puertas de las residencias para coger plazas. Es un servicio que existe y que va a seguir existiendo. Nuestros mayores tienen necesidades y hay que atenderlas.
Dice que están teniendo buenos resultados con la realización de tests. ¿Se están haciendo a todos los residentes y trabajadores?
Tests se han hecho. Están llegando poco a poco. Están haciendo test rápidos a los mayores y hay algunas residencias en las que incluso se están haciendo PCR. Con los PCR empezaron la semana pasada, con los tests rápidos empezaron hace tres o cuatro semanas.  Han empezado por aquellas más afectadas. Ahora queremos que se haga también al personal. La Administración no ha hecho tests y los hemos hecho nosotros, pero queremos que se haga a la plantilla, porque a lo mejor son asintomáticos.  
El consejero de Sanidad reconoció que fue complicado en un primer  momento encontrar equipos de protección. ¿Cómo os habéis organizado en las residencias?
Para nosotros ha sido muy complicado. En muchos casos no se encontraba y hemos tenido que ir al mercado privado, muy caro a veces.  Nosotros hemos tenido tres gastos importantes. El gasto en equipos y material de todo tipo.  Las plazas que se han perdido, tanto concertadas como privadas. El personal, que en algunos sitios ha sido muy afectado y hemos tenido que contratar nuevo. Seguimos manteniendo las plantillas o aumentándola. Cada anciano está en su habitación y hay que llevar la comida uno a uno, con EPIs se trabaja más lentamente, hace falta más personal. Hemos pedido que se palíen esos gastos a través de los fondos de compensación Covid.Nos dijeron en el Gobierno regional que lo van a intentar meter.