El camping 'El Greco' pide que se regule el uso de las autocaravanas

e. martín | TOLEDO
-

Sus propietarios denuncian la falta de control sobre estos vehículos y aseguran que en Safont se pudieron ver hasta noventa durante esta pasada Semana Santa

El camping ‘El Greco’ pide que se regule el uso de las autocaravanas - Foto: victor ballesteros

Hasta noventa autocaravanas en el aparcamiento disuasorio de Safont durante esta Semana Santa han vuelto a levantar las quejas de los responsables del camping ‘El Greco’ de la capital regional. Su propietaria, Sagrario Alonso, ha mantenido una reunión con el alcalde de la ciudad, Emiliano García-Page, al que ha transmitido los principales problemas que atraviesa este sector. En este encuentro, en el que estuvo respaldada por la Asociación de Campings de Castilla-La Mancha, volvieron a poner de manifiesto la «importante incidencia» de estos vehículos que durante estas fiestas también han poblado el aparcamiento de Azarquiel, que lleva funcionando varios meses en el Paseo de la Rosa. Es más, dicen que en el estacionamiento de Safont «ha habido hasta tiendas de campaña» en los pasados días de Semana Santa.  
Así las cosas, demandaron al primer edil capitalino la elaboración de una ordenanza que sirva para regular esta situación y de este modo «acabar con las ilegalidades que se cometen dentro de este tipo de turismo», ya que ahora mismo las autocaravanas están reguladas como cualquier otro vehículo, pero no como viviendas. En este sentido, la Federación Española de Campings está estudiando junto a las consejerías de Turismo de las distintas comunidades autónomas la creación de una normativa que defina esta figura para acabar con el vacío legal del que llevan quejándose mucho tiempo.
Además, el colectivo insiste en los perjuicios de estas actividades sobre el medio ambiente porque «no hay ningún tipo de control para que no viertan líquidos al río» y demanda medidas de seguridad para identificar a los propietarios de los vehículos igual que se hace con las personas que acuden a los campings, «un público que se mueve y que deja dinero», aseguran.
Alonso apunta que se trata de una problemática habitual en muchas zonas del país y que ha llevado al sector a reunirse en una comisión de trabajo que pide a gritos normativas más específicas. «Si llega a haber normativas estatales y regionales, nos volveremos a reunir con el Ayuntamiento para explicar cómo queda esta regulación con el objetivo de crear una ordenanza y que quede clara la diferencia entre el aparcamiento y una acampada. Están reguladas las caravanas y tiendas de campaña, pero con las autocaravanas hay vacío legal», manifiestan. De momento, como también manifiestan, la administración municipal «se ha comprometido a que haya más control por parte de la Policía».

caídas en el sector. A pesar de que el colectivo lleva tiempo denunciando esta situación, no pierden la esperanza de conseguir que algún día llegue una solución. Y es que, el sector  tampoco  esta atravesando su mejor momento. La actividad empezó a descender durante el ejercicio pasado y la temporada de este año 2013 tampoco se ha iniciado con buen pie. Los datos de estos días de la pasada Semana Santa así lo corroboran con un descenso en estos negocios de entre el 10 y el 15 por ciento de ocupación, una bajada en la que «ha tenido mucho que ver la lluvia».