Las piscinas no han superado ningún día el aforo del 50%

Leticia G. Colao
-

El concejal de Deportes, Sergio Gutiérrez, recuerda que las piscinas se cierran mañana día 8 de septiembre tras un verano marcado por la normalidad y el respeto a las nuevas medidas

Las piscinas no han superado ningún día el aforo del 50%

Completa normalidad en las cinco  piscinas municipales durante un verano totalmente atípico donde las restricciones y las medidas sanitarias han condicionado la gestión y a los mismos usuarios. El Ayuntamiento las cerrará mañana, 8 de septiembre, y fiesta local de la Virgen del Prado, como ha venido haciendo en los últimos años, tras una temporada en la que no se han superado los aforos del 50 por ciento establecidos para acceder a las piscinas.
El concejal de Deporte en Igualdad, Sergio Gutiérrez, indicó a este diario que la normalidad ha sido la nota principal de un verano diferente, que empezó con la apertura de las piscinas unas semanas más tarde de lo habitual, para acondicionar los recintos a las medidas higiénicas y de seguridad y modificando los protocolos de acceso lo máximo posible a las necesidades de los usuarios. Una vez abiertas, el 1 de julio, han transcurrido sin incidencias que reseñar y la mayor parte de los bañistas cumpliendo las nuevas normas establecidas.
No ha habido así problemas, menos aún en el aforo, donde en ninguna de las jornadas estivales se ha superado el 50 por ciento de asistencia permitida. Según explica Gutiérrez, el mes de julio ha sido el que ha contado con más bañistas, pero en ninguno se ha llegado a la mitad de usuarios.
La piscina de La Alameda, la de mayores dimensiones de la ciudad, contó durante un día de fin de semana de julio con 690 personas, aunque no se llegó a la mitad permitida, que es de un millar, ya que el aforo total es de 2.000 usuarios. La del polideportivo José Ángel de  Jesús (JAJE) también ha contado con una muy buena entrada durante todo el verano, rozando en algún caso ese límite pero nunca superándolo.
El protocolo establecido desde la apertura de las piscinas fue, en primer lugar, el control de la temperatura de los usuarios en los accesos, la obligación de la limpieza del calzado y su introducción en bolsas que entregará el Ayuntamiento para guardarlo en la taquilla junto con la ropa «para que nadie más tenga contacto».
Se ha obligado al uso de mascarillas en las zonas comunes, la distancia de seguridad y se han establecido parcelas perfectamente delimitadas para mantenerla. El control del aforo y el cumplimiento de las medidas de seguridad ha estado controlado por el personal del Ayuntamiento en las zonas verdes y merenderos y por los socorristas en el interior de los vasos.
Asimismo, y como novedad, la concejalía de Deportes ha puesto en marcha este año la venta de entradas a través del portal del Ayuntamiento, para evitar las aglomeraciones en las entradas, facilitando mucho el trabajo.
civismo. El concejal de Deporte ha agradecido el «respeto y civismo» de los talaveranos para que la temporada de piscinas haya podido celebrarse sin ningún tipo de problemas, pese a los ya planteados por la pandemia. El Ayuntamiento decidió abrir las cinco piscinas municipales con las «dudas» lógicas de una situación nueva para todos, y la ciudadanía, en este caso, ha respondido satisfactoriamente.