Fedeto ayuda en la tramitación de 500 Ertes en la provincia

M.G
-

La organización cree que los expedientes temporales aumentarán bastante tras el anuncio de la prórroga de la cuarentena. La regulación laboral afectó a 25 empresas en marzo del año pasado

Manuel Madruga, secretario general de Fedeto.

La prórroga de la cuarentena anunciada por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante el fin de semana ha vuelto a revolucionar el ámbito empresarial ante el parón de actividad obligado por las circunstancias sanitarias. El hecho de que el estado de alerta se alargue hasta el 11 de abril, en principio, ha provocado de nuevo llamadas, preguntas y trámites para salvaguardar los negocios, proteger a los trabajadores y, sobre todo, pasar lo mejor posible esta situación que está afectando a la economía desde hace días.
La Federación Empresarial Toledana (Fedeto) lleva días sin parar de asesorar, responder dudas y ayudar en la tramitación de los expedientes de regulación temporal de empleo (Eres). El miércoles pasado se estimaba en más de 350 el número de expedientes, a los que hay que sumar los que las empresas realizan a través de gestorías, pero ayer tenía constancia de unos 500, en los que Fedeto interviene de alguna manera. Si bien, la cifra se queda algo corta respecto a la realidad porque se están realizando trámites para 773 ertes que afectan a cerca de 4.000 trabajadores en la provincia de Toledo, según la administración regional.
Los datos ayudan a evaluar la situación, ya que en este periodo de pandemia las cifras de ertes se están disparando en comparación con  el mismo periodo del año pasado, puesto que en el mes de marzo la regulación afectó a 25 empresas, en relación a la suspensión de actividad, los despidos colectivos y la reducción de jornada. Y en abril la cifra se redujo y únicamenteconstan tres empresas afectadas en la estadística del Ministerio de  Trabajo.
El secretario general de Fedeto,  Manuel Madruga, asegura que las empresas continuarán suspendiendo la actividad temporalmente a lo largo de la semana. En este sentido, cree que las dudas administrativas se van disipando «porque los criterios cada vez están más claros» y los trámites «van fluyendo» en la administración, ya que para garantizar rapidez y agilidad se ha simplicado bastante el procedimiento, aunque el resultado dependerá «del volumen de trabajo» que pueda absorber la administración en este sentido.
Fedeto sigue sin parar de informar y asesorar estos días y  Madruga resalta la labor de la organización y el esfuerzo de su plantilla para prestar el mejor respaldo posible en estos días tan complejos y que afectan tanto a la economía en todos los sectores.
sindicatos. CCOO tampoco para de coger el teléfono desde la semana pasada, en su caso, la mayoría de  las llamadas son de trabajadores y de delegados sindicales para aclarar dudas y conocer más de cerca las posibilidades, la nueva regulación y la protección que se promete por parte del Gobierno. La secretaria de Acción Sindical y de Salud Laboral de CCOO, Nuria Garrido, no puede realizar una estimación ni aproximarse al número de llamadas que recibe el sindicato, pero sí percibe aún «mucha incertidumbre», cierto desconocimiento y una frecuente confusión «entre Erte y ERE».
Sin embargo, lo que más le preocupa en estos momentos son los vaivenes que dan algunas empresas y los errores que se cometen por falta de información o precipitación que llevan a la finalización de contratos «en lugar de la suspensión temporal de los mismos» y considera que este tipo de situaciones podrían minimizarse si  se conociera a fondo la regulación y no hubiera tanta prisa para tomar una decisión sobre la actividad mientras dure el estado de alarma en España.
«La intención del Gobierno es que nadie se quede sin protección»; apunta Garrido, pero está observando ya la delicada situación de los empleados fijos discontinuos porque la mayor parte de las empresas no los llevan a los expedientes reguladores temporales cuando también tendrían la posibilidad de hacerlo y que los trabajadores cobraran la correspondiente prestación por desempleo con rapidez.
En relación a la prórroga de la cuarentena, la secretaria de Acción  Sindical está comprobando que muchas empresas que  tenían intención de aguantar durante quince días sin expedientes de regulación temporal de empleo se están viendo abocadas a tramitarlos y «ahora les corre prisa porque no saben cuánto tiempo se prolongará la situación ni si pueden soportar» ese bajón de actividad.