Delpilfarro de 157.000 euros por reorganizar turnos bomberos

La Tribuna
-

Los sindicatos CCOO, UGT y Alfil denuncian el gasto de más de 157.000 euros por un cambio en la organización del Servicio y recuerdan que aún hay nueve plazas sin cubrir

Delpilfarro de 157.000 euros por reorganizar turnos bomberos

Los sindicatos CCOO, UGT y Alfyl han criticado al Ayuntamiento de Talavera por adelantar al próximo 1 de abril la reorganización de los turnos del personal del Servicio de Bomberos en vez de posponer este proceso hasta después del verano como habían propuesto las organizaciones sindicales. Esto supondrá un «despilfarro» de 157.000 euros, explican.
En nota de prensa, han señalado que su planteamiento garantizaría la seguridad ciudadana en la época con mayor carga de trabajo y riesgo de incendios, mientras que la postura del Consistorio supone «un despilfarro de dinero público» del que han responsabilizado a los concejales de Personal y Seguridad Ciudadana, María de los Ángeles Núñez y Jonatan Bermejo «por actuar en contra de los intereses municipales».
En su opinión, los nuevos turnos darán lugar a la realización de al menos 2.773 horas extra durante el próximo verano para asegurar la dotación mínima del Parque Bomberos de nueve efectivos, con un coste estimado de 157.708,03 euros. Han precisado que las horas extra estarán motivadas por la falta de personal y las vacaciones que impone la reestructuración de turnos, por lo que han pronosticado «una sobrecarga de trabajo y una carencia de efectivos»
También ha indicado que la propuesta de turnos de los sindicatos propiciaría aplicar el sistema decretado en 2003, que garantiza, a su juicio, la dotación de efectivos mínima en el Parque de Bomberos durante el verano.
Siguiendo su propuesta de que los nuevos turnos se retrasaran tras la época estival,  «no se producirían costes extraordinarios y no habría consecuencias respecto a las vacaciones de verano del personal».
plazas sin cubrir. No olvidan los sindicatos que siguen sin cubrirse en el Servicio de Bomberos las nueve plazas incluidas en las ofertas de empleo público (OEP) de los años 2016, 2017 y 2018 que, aseguran, hubieran paliado la «situación límite» de carencia de personal.
Con estos nueve efectivos de los que carece el Parque talaverano, se habrían evitado buena parte de los servicios extraordinarios llevados a cabo en 2017 y 2018, que han cuantificado en un total de 552.756,13 euros.
Los sindicatos CCOO, UGT y Alfil acusan directamente al alcalde talaverano, Jaime Ramos, de ser el «principal responsable» de esta situación y de mantener en el cargo «por puro interés político» a Núñez y Bermejo, «quienes están demostrando nula capacidad para gestionar los servicios públicos», finalizan.