Alcoy: «Hay que tener más espíritu y alma; ya está bien»

Raquel Jiménez
-

El entrenador del CF Talavera reclama a sus jugadores un cambio de actitud después de tres derrotas consecutivas casi idénticas

Alcoy se dirige el domingo al banquillo en El Prado. - Foto: Ferrero

El entrenador del CF Talavera, Fran Alcoy, indicó tras la tercera derrota consecutiva de su equipo, en este caso, por 0-2 ante el CD Badajoz, que «no puedo volver a una rueda de prensa a contar lo mismo porque suena a excusa». Resulta indudable de que «hay ciertas cosas que debemos cambiar y si no lo hacemos, vamos a perder siempre».
En su análisis del choque, consideró que «la primera parte fue muy igualada, aunque hemos sido superiores. Ellos han tenido un inicio  bueno, pero a partir de ahí hemos tenido más presencia y hemos hecho una buena primera mitad hasta el minuto 46, cuando decidimos ponernos la corona de rey mago, y ahí ya se fastidia el tema».
Pero era solo un gol y quedaba toda la segunda parte; por tanto, en el descanso hablamos de que «si llegamos al tramo final con un gol, vamos a tener opciones;no salimos mal en el inicio, pero a los quince minutos vuelves a regalar otro gol y ahí se acaba». Eso sí, el Talavera cae «ante un muy buen equipo», pero que «no es que haya demostrado más que tú; simplemente, con oficio, se ha dedicado a esperar a que tú le dieras el partido». Su escuadra debe tener «más concentración, más intensidad...; no sé cual es la tecla correcta porque hay ciertas cosas que no puedes entrenar durante la semana y simplemente hay que hacerlas». Añadió que «eso es lo que ha ocurrido y, a partir de ahí, es lo mismo del Real Murcia y del Yeclano».
Después de sumar un punto de 12 posibles, «se ha entrado en una dinámica peligrosa». Y es que hay un dato preocupante: «Los últimos seis goles que nos han marcado, todos los hemos generado nosotros». Mientras que «no he visto que nos haya regalado nadie nada en siete partidos que llevamos».
Y eso que este domingo introdujo cambios: «He movido a tres centrales porque buscas dar estabilidad al equipo, no encajar tanto y estar más serio; creo que en la primera parte lo hemos conseguido». Pero «hay que evitar esos dos goles: en el minuto 46 te tiran un balón con cinco defensas y tres centrales, te la peinan y se planta delante, no le aguanto, entro como un toro y le hago penalti». Después, en la segunda parte, «si tienes alguna posibilidad, llega el segundo, salto solo y me han dejado rematar, no una, sino dos veces».
Y a partir de ahí, «podemos dar vueltas a todo;el entrenador es una mierda, te insultan, pero hay ciertas cosas que hay que ponerlas en el campo». Está claro que «mientras que hagamos eso en las áreas, perderemos los partidos». Junto a esto, afirmó que  «el principal culpable soy yo»; ahora bien, «quienes ejecutan son los jugadores y hay que tener un poco más de alma, de espíritu... Ya está bien».