La provincia de Toledo aumentará su población en los próximos 15 años en 28.993 personas

F. J. R.
-
Castilla-La Mancha perderá 29.937 habitantes de 2014 a 2019. - Foto: Victor Ballesteros

Según el estudio de Proyección de Hogares del INE, contará en 2029 con 726.847 habitantes frente a los 697.854 actuales

Si se mantuvieran las tendencias demográficas actuales, la provincia de Toledo ganaría 28.993 habitantes en los próximos 15 años, hasta un total de 726.847 personas, lo que supone un incremento de más del 4 por ciento en relación a la actual población, cifrada en 697.854. Estos son los datos que se traducen del estudio de la Proyección de Hogares 2014-2029 publicada por primera vez ayer por el Instituto Nacional de Estadística (INE).
La tendencia de Toledo es una excepción de la que muy pocas provincias se libran en el resto de España, puesto que si se mantuvieran las tendencias demográficas actuales, España perdería un millón de habitantes en los próximos 15 años y 5,6 millones en los próximos 50 años, según los datos hechos públicos ayer por el INE.
Con la evolución demográfica observada, la pérdida de población se extendería a la mayoría de comunidades autónomas en los próximos 15 años. Los mayores descensos, en términos relativos, se registrarían en Castilla y León (-9,0%), Principado de Asturias (-8,3%) y Galicia (-7,6%). En Castilla-La Mancha, por su parte, la caída sería del -1,4%, lo que en términos absolutos se traduciría a un descenso de 29.937 habitantes en toda la región a lo largo de esos 15 años; curiosamente, casi la misma cantidad de habitantes que ganará la provincia de Toledo.
Por el contrario, la población aumentaría en Comunidad de Madrid, Canarias, Islas Baleares y en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla. Navarra (-0,2%), Andalucía (0,0%) y Murcia (0,1%) prácticamente mantendrían el mismo tamaño poblacional que en la actualidad.

Familias más pequeñas. En cualquier caso, según el estudio del INE, entre 2014 y 2019 se prevé una disminución en toda España de la población residente en viviendas familiares. Así, el tamaño medio del hogar pasaría de los 2,52 actuales a 2,34 personas por hogar en 2029 de mantenerse la tendencia actual.
En la misma línea, entre 2014 y 2029, los hogares más pequeños (de una o dos personas) seguirían creciendo, mientras que los de mayor tamaño decrecerían, en particular los de cinco o más personas, por lo que se mantiene la tendencia de los últimos años.  En concreto, los hogares en los que vive una sola persona son los que mostrarían un mayor incremento en los próximos 15 años, ya llegaría a 5,71 millones de hogares unipersonales (el 29,7% del total), con un incremento del 27,5% (1,23 millones más) respecto a 2014.