«Hay que competir al 200 por cien para ganar»

J. M. Loeches
-

El técnico del CD Toledo dice que les espera un partido de exigencia máxima en Las Pedroñeras. Álvaro Antón y César Ortiz, únicas bajas

«Hay que competir al 200 por cien para ganar» - Foto: Yolanda Redondo

j. m. loeches / toledo
Manu Calleja dirigirá su partido número 50 al frente del CD Toledo mañana en Las Pedroñeras. Será una cita «de exigencia máxima», como él mismo ha reconocido, y en la que su equipo «deberá competir al 200 por cien» si quiere conseguir la victoria. Es verdad que el entrenador verde habló de muchas cuestiones, pero cree que lo verdaderamente importante es este encuentro.
La dificultad aumenta porque no saben lo que se encontrarán. Las referencias que se tienen del cuadro ajero son con el anterior técnico, DavidRodríguez, y hay que recordar que recientemente se le ha relevado por Javi Bermúdez. «El rival estará en casa y se juega mucho, además de que tiene un técnico veterano y con experiencia que siempre pone los partidos muy complicados», añade.
Por lo demás, en cuanto a la exigencia o no de lograr el triunfo en tierras conquenses, el cántabro entiende que «aún queda mucho» y que no es tan importante pensar en cómo se terminará la jornada, si es fuera de las posiciones de ‘play off’ o no. «Debemos centrarnos en cada acción del partido porque luego todos los equipos siempre se dejan algo, así que tenemos que sumar nosotros y luego esperar», continúa el entrenador.
Álvaro Antón, lesionado, y César Ortiz, sancionado, serán las únicas ausencias, ya que Rubén Moreno estará de inicio a pesar de que todavía no está al máximo. Calleja dice que aún tiene alguna molestia en la zona de la lesión y que esta semana se le ha liberado de trabajo para no sobrecargarlo: «Contiúa con tratamiento, pero es veterano y sabe dosificar bien los esfuerzos».
En cuanto a su compañero en la delantera, Titi Maiga va a seguir contando con protagonismo tras la salida de Álex Cortell, por lo menos hasta que llegue el nuevo delantero. El técnico de Beranga declara que el africano «tiene muchas ganas» y que es jugador «con hambre que quiere tirar para arriba». Asimsimo, resalta su buena predisposición y actitud y que «ha salido cuatro ratos y ha marcado cinco goles».
En cuanto al medio centenar de encuentros ya en el banquillo verde, reconoce que cuando fichó, «todo fue tan rápido que aquel día solamente pensé en el Guadalajara». Confiesa que sigue siendo «el mismo» y que «los objetivos son los que son». Su deseo es que «estos 50 ojalá sean 500» porque, tanto él como su preparador físico, están «contentos con el nivel de implicación de esta plantilla». Además, reconoció que se siente «muy identificado» con el club y que es el proyecto «con el que ha estado más implicado» en su carrera deportiva.