Veterinarios: Alfarero, cancelado por culpa del Consistorio

LT
-

El Colegio Oficial de Veterinarios atribuye la cancelación del 'Alfarero de Plata' al desconocimiento de la normativa por parte del Ayuntamiento

Veterinarios responsabilizan a Ayuntamiento de la suspensión

El Colegio Oficial de Veterinarios de Toledo replicó ayer al Ayuntamiento de Villaseca de la Sagra por la suspensión del VII Certamen ‘Alfarero de Plata’ y rechaza las razones esgrimidas por el Consistorio, que lo atribuyó a «los impedimentos y a las trabas burocráticas presentadas por parte de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, el Colegio Oficial de Veterinarios de Toledo y la OCA de Toledo de la Consejería de Agricultura».
Así, el Colegio Oficial de Veterinarios de la provincia atribuyó al desconocimiento de la normativa vigente por parte del Ayuntamiento de la suspensión de los tentaderos previstos para los días 10, 11, 17, 18 y 25 de julio. «De modo alguno este colegio ha tenido nada que ver con esta decisión, y mucho menos ha impuesto las mal llamadas ‘trabas burocráticas’ que mencionan. Este colegio y todos los profesionales que lo forman actúan y siempre actuarán aplicando y garantizando la legislación vigente. Los profesionales veterinarios representados por este colegio nunca actuarán, asesorarán e informarán movidos por intereses que se desvíen de la correcta aplicación de las normas legalmente establecidas en materia de sanidad animal, trazabilidad animal, bienestar animal y salud pública», defienden.
Según los veterinarios, los tentaderos no estaban autorizados conforme a la ley. «Es por ello que este Colegio Oficial de Veterinarios de Toledo, al no ser autorizado ni como espectáculo taurino ni como festejo taurino popular, no puede nombrar a los veterinarios designados por la Delegación Provincial de la Consejería de Hacienda y Administraciones Públicas a propuesta nuestra, y deberá ser competencia del organizador del espectáculo público, en este caso el Ayuntamiento de Villaseca de la Sagra, quien designe el veterinario para dar cumplimento a las normativas en materia de trazabilidad animal, sanidad animal, bienestar animal y, en el caso de proceder, de las condiciones sanitarias de la comercialización de las carnes de reses de lidia», destaca.
«El Colegio Oficial de Veterinarios de Toledo no tiene nada que ver en esta decisión, ya que son las explotaciones de lidia de origen y/o de destino las que deben tener un veterinario responsable que cumpla con los aspectos de sanidad animal, bienestar animal y trazabilidad animal, y en todo caso es al organizador del espectáculo a quien le corresponde tener estos aspectos controlados conforme a las normativas», señala.