20 años sin José Ángel de Jesús Encinas

Lola Morán Fdez.
-

Este jueves 20 de agosto se cumplen 20 años del asesinato del guardia civil talaverano a manos de la banda terrorista ETA. Su familia participa hoy en el homenaje que se organiza cada año desde entonces en Sallent de Gállego, donde fue asesinado

20 años sin José Ángel de Jesús Encinas - Foto: Manu Reino

Este 20 de agosto se cumplen 20 años del asesinato del guardia civil talaverano José Ángel de Jesús Encinas por parte de la banda terrorista ETA en Sallent de Gállego (Huesca), en un atentado en el que también perdió la vida su compañera Irene Fernández.
Desde entonces, los familiares de José Ángel de Jesús no han dejado de asistir cada año coincidiendo con este triste aniversario a la localidad oscense para participar en el homenaje que cada 20 de agosto organizan el Ayuntamiento de Sallent de Gállego y la Asociación de Víctimas del Terrorismo.
Este año también ha sido así, si bien, dada la actual situación sanitaria a causa de la pandemia del coronavirus, tan solo se han desplazado hasta la localidad oscense los padres y la hermana del guardia civil talaverano. Así lo ha confirmado a La Tribuna su padre, José de Jesús, quien ha señalado que este año han prescindido de fletar el autocar en el que cada año viajaban familiares, amigos y compañeros para sumarse también a este homenaje.
Este año les acompañarán desde la distancia en este día, en el que, como ha apuntado José de Jesús, están recibiendo numerosas llamadas y mensajes de apoyo.
«Mientras estemos nosotros trataremos de que no se olvide y que siga vivo su recuerdo», ha señalado De Jesús. Hoy le recordarán en Sallent de Gállego con una misa y una ofrenda floral en la plaza, donde tuvo lugar el fatal suceso que acabó con su vida, y con las correspondientes medidas ante la pandemia. Ya mañana en Talavera, se ofrecerá como cada año una misa a las 20:30 horas en la iglesia de las Madres Bernardas en recuerdo de José Ángel de Jesús.
Veinte años después. «Son veinte años, dos décadas, pero esto es el día a día, cada día te levantas con ello y hoy más pronunciado porque es el día del asesinato», explica José de Jesús.
Eran las 6,10 horas del 20 de agosto del año 2000 cuando una bomba lapa colocada en el coche oficial, a la puerta del cuartel de Sallent de Gállego, explotó sesgando la vida de José Ángel y de su compañera de patrulla, la asturiana Irene Fernández, de 32 años, primera mujer del Instituto Armado que murió a manos de ETA.
La agente se disponía a arrancar el coche, por lo que murió en el acto, mientras que el talaverano falleció mientras era trasladado en ambulancia hasta el Hospital Provincial San Jorge de Huesca.
Talavera entera mostró su dolor a la familia del joven guardia civil, de 22 años, que había tenido un primer destino en Hinojosa y que seguía los pasos de su padre, miembro también de la Benemérita. El trayecto del féretro del cuartel a la Basílica se convirtió en una enorme manifestación de duelo, con más de 5.000 personas que se multiplicaron por la noche en una histórica protesta encabezada por una sola pancarta: ‘Talavera contra el terrorismo’.