Un grupo con buenos escenarios

J. M. Loeches
-

A pesar de los viajes largos, el Grupo IV traerá para el CF Talavera estadios con capacidad amplia y buen césped para jugar al fútbol. Sólo el Campo Nuevo de Villarrubia es de hierba artificial

Un grupo con buenos escenarios

El CF Talavera no está contento por su inclusión, por segunda temporada consecutiva, en el Grupo IV de Segunda B, pero quizás sea el mal menor para Fran Alcoy porque su equipo podrá pisar así mejores campos para desplegar un buen juego que le acerque a la victoria. Y es que, viajar al norte y a Madrid es menos costoso para el club y más asequible para los aficionados, pero lo cierto es que este grupo ofrece buenos escenarios. La mayoría son modernos o están remodelados, tienen aforo amplio y hierba natural. De hecho, sólo habrá una visita con césped sintético, y será la segunda del curso al Nuevo Campo de Villarrubia de los Ojos, en el primer derbi regional del campeonato.
Aún así, el fortín villarrubiero hace poco que se ensanchó y en el club blanquiazul ya han manifestado en varias ocasiones que el avance es evidente. Pero el primer encuentro lejos de El Prado, un campo que, por cierto, no tiene nada que envidiar a sus compañeros, será al Nuevo Colombino para medirse al Recreativo deHuelva. Un estadio construido en 2001 para sustituir al anterior y que tiene un aforo para 21.600 espectadores. Hace menos de dos décadas era de Primera División.
Después de jugar en Villarrubia, la siguiente salida será a Yecla, en Murcia. El equipo deFran Alcoy jugará en La Constitución, un campo vetusto, de 1944, que pide a gritos una reforma pero que recuerda a los típicos recintos ingleses, con la grada techada. Entran 5.000 personas. Seguidamente, tocará pisar el césped del recién bautizado estadio Jesús Navas, en la Ciudad Deportiva JoséRamón Cisneros, para enfrentarse al Sevilla Atlético.
El conjunto cerámico tendrá después dos desplazamientos largos a la provincia de Cádiz. Primero habrá que medir fuerzas con el Algeciras CF en el NuevoMirador, inaugurado en 1999 para 7.200 personas, donde el Socuéllamos hace poco se dejó el ascenso. En quince días, el CF Talavera verá de cerca el Iberoamericano Bahía Sur, un recinto con pista de atletismo creado en 1992 y remodelado en 2010 con motivo del Campeonato Iberoamericano de Atletismo. Allí juega el San Fernando CDI.
Asimismo, le llegarán al Talavera dos salidas a Murcia, una al Cartagonova, para enfrentarse al Cartagena, y otra a la conocida Condomina, donde ahora ‘reside’ el UCAM. Estadios grandes, con buen césped y con tradición de fútbol.Y le tocará salir después a Don Benito, la localidad más próxima a la Ciudad de la Cerámica, con un campo, el Vicente Sanz, que recientemente ha sido remozado, quitándole dos metros en cada banda, y al que se tiene previsto dotar de una hierba nueva en 2020.
Ya en la jornada 19, la última de la primera  vuelta, la suerte ha querido que se coja el autobús con destino al Municipal de La Línea de la Concepción, con el Linense como rival. Fue estrenado en 1969 y desde 2016 tiene césped natural. Cuenta con pista de atletismo y su vista aérea, con el Peñón de Gibraltar de fondo, le convierten en especial.
A los deFran Alcoy les restarán todavía nueve partidos como visitantes en la segunda vuelta, el primero en el Antonio Lorenzo Cuevas de Marbella, de 7.300 espectadores y rebautizado hace un año en honor del desaparecido jugador del Atlético Marbella y del CD Málaga.
La Ciudad Deportiva del Granada CF, para jugar ante el filia, quizás es el campo más desangelado de todo el Grupo IV por su poco graderío, para apenas 600 personas. Se compensará con el desplazamiento a la impresionante NuevaCondomina, el estadio más grande de la liga, con 31.000 de aforo. Le espera el Real Murcia. Y en el Nuevo Vivero juega como local el CD Badajoz, en otro recinto con trazas de estadio de los buenos (15.200 espectadores). Es de 1998 y cumple con las exigencias de la FIFA.
Por delante le quedarán al Talavera el Ramón Blanco Rodríguez, para jugar con el Cádiz B, en la Ciudad Deportiva Bahía de Cádiz; el Nuevo Arcángel, del Córdoba, de casi 22.000 espectadores; y el Barranco del Lobo, o lo que es lo mismo, el Municipal Virgen de la Caridad de Villarrobledo, también con aires de otra época. Y para cerrar la liga, el Romano de Mérida, una salida que apetece mucho, y El Palmar, del Atlético Sanluqueño, otro escenario para poder jugar, y bien, al fútbol.