scorecardresearch

«Que nos digan si quieren convertir el Casco en Puy du Fou»

M.G
-

La concejala de IU-Podemos, Olga Ávalos, repasa los asuntos de actualidad y de interés municipal en la ciudad

«Que nos digan si quieren convertir el Casco en Puy du Fou» - Foto: Yolanda Lancha

Queda menos de un mes para que termine 2021. ¿Qué balance hace Izquierda Unida-Podemos en el ámbito municipal este año?

Ha sido un año complicado por la pandemia, la Filomena y la DANA. Aun así, nosotros hacemos un balance positivo porque hemos sacado el trabajo adelante, pero todavía hay muchas cosas por hacer en Toledo. No nos gusta el modelo de ciudad que tenemos ahora mismo y hay mucho futuro por delante.

Una vez encarriladas las ordenanzas fiscales ahora toca el presupuesto municipal. Aún es pronto, pero al PSOE le cuesta contar con el apoyo de IU en esta legislatura.

No tenemos todavía encima de la mesa los presupuestos municipales y no los hemos visto. Pero según lo que vamos viendo, no se dan los factores para que vayamos a votar a favor en estos momentos. Hay iniciativas que se prometieron en los anteriores y no se han cumplido, como la remunicipalización de algunos servicios. Tampoco se han materializado muchas de las propuestas que se han votado a favor a pesar de que han pasado por Pleno.

¿Es necesario más diálogo político para abordar temas tan importantes como los presupuestos?

Pedimos diálogo siempre con este Gobierno municipal. Se supone que nos tendrán que pasar el presupuesto, que pasará por la comisión de Hacienda, que tendremos un periodo de alegaciones antes de pasar por el Pleno porque lo marca la normativa. Pero pedimos más claridad, que no se hagan las cosas en plan opaco, que se revise todo bien y se cumpla. De nada sirve tener diálogo  si luego se queda en papel mojado.

Estos grandes proyectos municipales, como ha vuelto a ocurrir en las ordenanzas fiscales, no le cuesta sacarlos adelante al PSOE porque está contando con el voto a favor del concejal no adscrito a pesar de que la oposición en pleno se oponga. Es algo que se lleva repitiendo tiempo...

No pasa solo en las ordenanzas fiscales, también a nivel general. Pensamos que esta legislatura iba  a ser más bonita, por llamarla de alguna manera, porque el PSOE no tenía mayoría absoluta y habría posibilidad de más diálogo y de negociar muchas cosas. Pensábamos incluso que les podríamos enseñar a dialogar, pero no hay manera. Es cierto que siempre sale esta persona, aunque lo niegue y diga que se trata de una casualidad. Nosotros no vamos a entrar a decirle lo que tiene que hacer porque bastante tenemos con nuestro trabajo. Solemos plantear alegaciones, pero casi nunca llegan a buen puerto.

¿Con el resto de grupos de la oposición hay buena sintonía?

Intentamos dialogar con todo el mundo porque está en nuestro ADN, pero con algunos grupos es prácticamente imposible llegar a acuerdos porque somos antagónicos. No podemos llegar a ellos con Vox o el PP, este último además vemos como nos pone en los plenos municipales. Es difícil porque cada uno estamos en nuestra posición... De todas maneras, es el equipo de Gobierno el que tiene que llegar a acuerdos  porque es el partido que gobierna.

IU-Podemos lleva más de un año solicitando que los contratos municipales se fiscalicen en la comisión de Hacienda para llevar un buen control de los servicios. ¿Qué les dicen? ¿Dan la batalla por perdida?

No damos nunca una batalla por perdida. Es una manera de controlar los gastos, qué se hace, con quién y cómo. ¿Por qué no se llevan los contratos a la comisión? Nos lo tendría que contestar el equipo de Gobierno, que dice que sí, pero no lo hace. No solo no se fiscalizan los contratos, tampoco se cuelgan en el portal de transparencia. No entendemos por qué es tan oscuro cuando en los contratos pone que hay que fiscalizarlos. Sería una manera de evitar errores. Pero no se hace porque el equipo de Gobierno no quiere, simplemente.

Hace meses su grupo denunció que no se facilitaba información de los pliegos del contrato de la basura. Imagino que han tenido tiempo de estudiarlos. ¿Qué contrato les gustaría para Toledo?

Toledo es una ciudad muy complicada a la hora de establecer un servicio tan importante. No es lo mismo estar en Santa Teresa que en el Casco, por ejemplo. En su momento, estuvimos estudiando el tema del bolseo para encontrar una solución... Pero no somos técnicos, solo podemos decir lo que nos gusta. El problema de no tener los contratos a tiempo es que no nos deja estudiar con detenimiento y plantear cómo nos gustaría el servicio. Aun así, intentamos reunirnos con los técnicos.

Es necesario estudiar muy bien todas las medidas del contrato, ya que ahora habrá que introducir un cubo de basura más. Por eso, hay que mirar bien lo que se hace en otras ciudades y ver posibilidades. Es necesario una revisión completa del contrato, incluido el baldeo de las calles, y adaptarlo a nuestra ciudad de la mejor manera.

Hace ocho días que se han cerrado las puertas del Hospital Virgen de la Salud. Ahí su grupo propone que el futuro cuartel de la Guardia Civil se construya en este terreno, pero la propuesta no ha caído en gracia en el Ayuntamiento.

Lo vemos viable y hay que darle vida a Palomarejos. Va a ser un barrio muerto y se quedará sin servicios. No veo por qué es inviable poner el cuartel ahí pero no llevarlo a La Peraleda y hacer pisos. También comentamos que la residencia de enfermeras se convirtiera en una residencia de estudiantes... Se trata de dar vida a Palomarejos.

De momento, no se conoce la propuesta municipal en relación a los terrenos del Virgen de la Salud, pero la alcaldesa ya ha comentado en alguna ocasión que el Ayuntamiento planteará un plan de regeneración urbana para la zona con viviendas para jóvenes. ¿Cómo lo ve?

Viviendas para jóvenes... ¿Cómo? ¿A precio de mercado? Si es así volvemos al ladrillo puro y duro y a las empresas privadas y no nos gusta. Hay viviendas vacías en Toledo y, de momento, no hace falta construir más. Si se quieren hacer viviendas para jóvenes que se hagan a través de la Empresa Municipal de la Vivienda, pero ese no es el proyecto del equipo de Gobierno.

Su grupo lleva tiempo dejando entrever su temor a que se terminen construyendo viviendas en La Peraleda. ¿Por qué si no hay un instrumento legal para ello?

No son claros ni te pasan la información cien por cien. Nos lo tememos porque cada vez que el equipo de Gobierno dice que no se va a construir se construye. La Peraleda debe ser un sitio que puedan disfrutar los toledanos. ¿Para qué construir viviendas? Si se plantease algún día la posibilidad habría que volver a llevar servicios a esta zona y extender la ciudad, que ya está bastante dispersa. Puede ser mejor dar más y mejores servicios a otros barrios que ya tenemos porque queda por hacer muchas cosas. Con el ladrillo hemos tenido malas experiencias y hay que aprender de los errores.

La semana pasada se convocó un consejo ciudadano en el Polígono para tratar el tema del aparcamiento y otros relativos a la movilidad en relación al nuevo hospital. ¿Qué papel puede desempeñar el Ayuntamiento en las mejoras que quedan pendientes?

El consejo se ha convocado tarde y mal porque el hospital ya está abierto. Tendría que haberse hecho un año antes. Pero se hace a toro pasado y cuando el Ayuntamiento dice que ya ha hecho todo lo que tenía que hacer. Habrá que ver ahora como llegan las urgencias al hospital cuando se produzca un accidente en la carretera. El Ayuntamiento se ha limitado a dar unas licencias y poco más porque no ha discutido con la Junta en ningún momento los problemas que trae hacer un hospital en la zona, que era necesario por supuesto, sin dotarlo de lo necesario. No solo es hacer un hall maravilloso y unos aparcamientos que van a cobrar a todo el mundo, es necesario ver lo que se necesita.

¿Se necesitaría un aparcamiento disuasorio junto al hospital?

Sí, pero gratis. Se necesita para los trabajadores, para los usuarios que van a Urgencias y para todos, en general. Se ha abierto un hospital privatizado, salvo los médicos y el personal de enfermería. No nos gusta.

Sobre el Plan de Movilidad Urbana Sostenible (PMUS), ¿qué le gusta a IU-Podemos?

Nos gusta que quiere cambiar un modelo de ciudad, está bien y nosotros también estamos en ello y por eso hemos presentado un montón de alegaciones. Pero no nos gusta el incremento de la ORA, ni que todo el tráfico acaba en el Casco y traemos el problema a esta zona de nuevo. Tampoco se fomenta el transporte público sobre el privado, con lo que no ayuda a que la ciudad sea más sostenible. No nos vamos a creer lo que dice el PMUS y hay que tener en cuenta que este plan plantea recomendaciones. ¿De qué nos va a servir hacer un plan maravilloso si no estamos seguros de que se termine llevando a cabo?

En el PMUS se habla de la necesidad de mejorar las riberas del río, de plantear alternativas para su conexión con los barrios, de trazar pasarelas peatonales sobre el río e incluso habilitar un funicular o un ascensor en una determinada zona. ¿Cómo lo ve?

Lo del funicular me suena raro y habría que estudiarlo muy bien. Hemos propuesto realizar anillos verdes para conectar todas las rutas. Siempre hemos dicho que a pesar de que el Tajo es importante para Toledo, el equipo de Gobierno vive a espaldas del río. Es necesario que también se puedan realizar amplios trayectos en bici, por ejemplo.

A su grupo le gusta mucho la bicicleta como transporte alternativo, pero Toledo necesitaría habilitar más de 35 kilómetros de carriles bici...

Es difícil, pero se pueden ir dando pasitos poco a poco si queremos ir avanzando hacia una ciudad sostenible. Tolón habla mucho de ello, pero no solo es cambiar las luminarias a luz led para iluminar las iglesias. Necesitamos mucho más y un buen transporte público que cubra las necesidades de los toledanos porque si no está el coche.

¿Y el ferial en La Peraleda finalmente le gustaría?

En teoría se habla de habilitar allí el parque fluvial, pero la gente no entiende muy bien este proyecto. Si quieres plantearlo en La Peraleda hay que adaptar el recinto y  usarlo con frecuencia y no únicamente dos o tres veces al año. A mí no me hace mucha ilusión La Peraleda como recinto ferial, pero si se elige que sea allí habrá que estudiar un proyecto en condiciones y es necesario hablar con los vecinos a ver qué piensan. También hay que mirar más alternativas, pero como al PSOE se le meta en la cabeza que tiene que ser en La Peraleda se hará allí.

¿El convenio entre el Ministerio de Cultura, la Junta y el Ayuntamiento sobre Vega Baja tendría que haber incluido La Peraleda?

Sí, debería haber entrado La Peraleda en el convenio. No se nos ha dado una explicación y todavía el convenio no ha pasado por la comisión de Urbanismo. Tenemos que tener claro que hay que poner en valor Vega Baja y saber qué queremos allí. Está muy bien decir que vamos a tener grandes recursos, pero hay que ponerlo en valor desde el punto de vista cultural. Se necesita mucho dinero para este proyecto.

Hablaba de la comisión de Urbanismo, a la que tampoco se ha llevado todavía el avance del Plan de Ordenación Municipal (POM)

No. Y lo hemos pedido varias veces, pero nos dicen que ya llegará. Nos tememos que en esta legislatura no va a llegar. Hay que ponerse.

¿Tiene que presionar más el Ayuntamiento para conseguir un centro de mayores en el Casco una vez que Hospitalito no tiene vuelta atrás y será una unidad de salud mental?

El equipo de Gobierno municipal ha tirado la toalla con Hospitalito, pero los vecinos no y seguirá habiendo movilizaciones por este tema. Nosotros no estamos en contra de una unidad de salud mental, pero sí de que la pongan en Hospitalito porque se había hablado por activa y por pasiva que era para la gente mayor del Casco. Los residentes necesitan un sitio y no nos pueden decir que no se cubrirían las plazas porque hemos demostrado muchas veces que se agotarían en quince días. Tolón no va a presionar, únicamente se celebró un Pleno, se votó con unanimidad y la alcaldesa se ha quedado rezagada ahí, así que se va a conformar  con que planteen cualquier local, pero eso no es lo que quieren los vecinos del Casco.

Toledo ha ofrecido imágenes de  aglomeraciones en el Casco en el pasado puente. ¿Qué medidas podría tomar el Ayuntamiento para regular el exceso turístico?

Hay que abordar el problema. Está claro que la gente que viene a Toledo viene al Casco y no puedes prohibirlo porque es una ciudad turística, pero si encima haces un efecto llamada colocando toda la actividad cultural provocas también que suban al Casco los toledanos por falta de actividades en sus barrios. La plaza del Ayuntamiento se ha convertido en una ratonera con el mercado navideño, con lo que se podría haber planteado en otro sitio.

No se puede repetir lo que ha ocurrido en el puente, hay que tener en cuenta que estamos en una pandemia, y tampoco se pueden repetir las declaraciones del equipo de Gobierno diciendo qué bonito. Los atascos han sido kilométricos, no se podía salir a comprar una barra de pan y encima tampoco se le ha ofrecido un turismo de calidad a los turistas y estoy segura que algunos se han llevado una imagen nefasta de la ciudad.

¿Es necesario plantear una mesa de trabajo con todos los agentes implicados, incluido el 'Puy du Fou', que también mueve mucha gente?

Hay que estudiar posibilidades. Nosotros comentamos que otra posibilidad sería habilitar itinerarios alternativos para despejar muchas calles.   Zocodover estaba en el puente hasta arriba entre la gente, el árbol navideño, el belén, las terrazas y los guías turísticos con los paraguas. Algo se podrá hacer. No somos técnicos ni tenemos la solución en la mano, pero hay que estudiarlo.

Está pendiente el Plan de Sostenibilidad Turística, que llegará acompañado de más de cuatro millones de euros. ¿Alguna idea?

Toledo tiene que tener turismo, pero hay que regularlo. Habría que ver lo mejor para el sector, pero también para los vecinos que viven en el Casco, que se están encontrando un problema que se está haciendo bola y cada vez es más complicado. Habrá que controlar cuántos autobuses pueden aparcar en el 'Toletvm' y poner límites para evitar problemas de tráfico y otros derivados de la actividad. También el turista tiene que estar cómodo en la ciudad.

El equipo de Gobierno lleva tiempo anunciando su plan para incrementar la población del Casco de la mano del Consorcio y de la EMV. ¿Tiene cabida?

Se están abriendo más apartamentos turísticos y la gente que vive en el Casco se está yendo. Se están cerrando las tiendas de primera necesidad porque los propietarios tampoco rebajan los alquileres y no ayuda a fijar población en el Casco, solo a que vengan más turistas, pero se van a las ocho de la noche o se quedan a dormir y después se van. Si eso es lo que queremos, que lo digan. Que diga también el PSOE que quiere otro 'Puy du Fou' en el Casco y abrirlo de diez de la mañana a seis de la tarde y echar a los vecinos. Es verdad que se quiere convertir el Casco en una escena de película, pero queremos un turismo sostenible y habrá que estudiar qué se hace en otras ciudades para coger ideas.

¿Se volverá a llevar a una comisión la posibilidad de levantar el decreto para permitir botellones en estos días? El asunto se quedó encima de la mesa de cara a la Navidad por la pandemia y la oposición de los grupos municipales.

No nos lo han vuelto a plantear ni está en ningún orden del día. No sé si el equipo de Gobierno quiere esperar a ver qué ocurre con la pandemia. No sabemos tampoco qué ocurrirá con las migas. No vemos prioritario levantar la prohibición del botellón en estos momentos.

Las fiestas navideñas comenzarán en pocos días. ¿Se habilitarán puntos violeta como solicita desde hace tiempo para cada celebración?

A esta ciudad le falta perspectiva de género a pesar de que se llenen la boca con ello. Desde el programa 'Toledo educa', que no había incluido a las mujeres científicas, hasta los puntos violeta. Cuesta un montón que los pongan y se los terminan dando a un colectivo determinado, que tampoco lo hace bien porque ni siquiera se informa a la Policía Local. Las fiestas no son solo en verano y las violaciones se dan todas las épocas del año, así que los puntos violeta son necesarios, pero hay que ofrecer cursos de especialización.

Tengo claro que falta mucha perspectiva violeta en la ciudad, y no se hace con conciertos o una marcha, se hace con políticas para las mujeres. Toledo no es una ciudad cómoda para las mujeres, en general.