Page planifica 508 obras en colegios en cuatro años

LT
-

El presidente de Castilla-La Mancha destaca que la región ha pasado de ser «la que más recortó en Educación» a la que «más ha recuperado el ritmo de inversión y crecimiento»

Page planifica 508 obras en colegios en cuatro años

El presidente de Castilla-La Mancha recalcó esta mañana que la región ha pasado de ser la «que más recortó en Educación» con el anterior Gobierno de María Dolores Cospedal, «a ser la que más ha recuperado el ritmo de inversión y de crecimiento del sistema educativo de toda España». Emiliano García-Page subrayó que lo ha hecho tanto en personal, como en infraestructuras y tecnología.
Hizo esta comparación durante la presentación del Plan de Inversiones Educativas 2019-2023, que contempla más de 500 actuaciones y cuenta con un presupuesto de más de 217 millones de euros. El consejero de Educación, Ángel Felpeto precisó que este montante va a centra mayoritariamente su inversión en la construcción de 20 nuevos centros educativos en toda la región, la reforma integral de 201 colegios, la reforma parcial de otros 139, la ampliación de 53 y en la intervención en 95 instalaciones deportivas.
El jefe del Ejecutivo regional reconoció el «impresionante» esfuerzo que se ha llevado a cabo en el área educativa «para mejorar la calidad de la enseñanza», que se suma al realizado para revertir la situación en sanidad y en los servicios sociales. Por ello, insistió en que este es un plan «realista y creciente» que volverá a quedarse corto –auguró- por el aumento poblacional previsto en las zonas aledañas a Madrid.
Además destacó que las obras contempladas en este Plan van a generar a lo largo de la próxima legislatura 8.000 puestos de trabajo. Añadió que comportará un «salto muy importante cualitativo» en las instalaciones deportivas de la región, y que va a significar que Castilla-La Mancha «recupere las primeras posiciones en el estándar educativo del conjunto de España» como ya tuvo en su momento, ha avanzado el presidente.
García-Page aprovechó para dejar claro su posición sobre el debate de la recentralización de competencias educativas. Aseguró que es una idea que rechaza «de plano» porque, entre otras cosas, los derechos laborales del profesorado se verían muy afectados, y la estabilidad en el sistema educativo «estaría  amenazada». Por ello, lanzó un mensaje de «tranquilidad» al cuerpo docente de Castilla-La Mancha «porque no vamos a permitir que se juegue con el crecimiento del sistema educativo nuevamente».
Un Plan que nace por el aumento de población. Por su parte, el consejero de Educación destacó que el nuevo Plan nace con «el objetivo de resolver las nuevas necesidades surgidas por el incremento poblacional de determinadas zonas, por la obsolescencia derivada del tiempo y del uso propio de los centros educativos, por la necesidad de incrementar la calidad del servicio, porque hay que construir y reformar las instalaciones deportivas de los centros y porque nos va a permitir dinamizar la economía regional y seguir generando empleo».
Ángel Felpeto indicó también, como hizo con el primer Plan, que «es un plan vivo y abierto a las sugerencias de la comunidad educativa, advirtiendo que el criterio que hemos utilizado es el de aprovechar y reformar todas aquellas instalaciones que nuestros técnicos han considerado que son susceptibles de reforma y no se necesita nueva construcción sino aprovechar lo que tenemos».
Asimismo, explicó que la inversión en infraestructuras educativas «ha pasado de los 19,5 millones de euros realizada por el anterior ejecutivo entre los años 2011 y 2015, a más de 200, priorizando necesidades y apostando por una inversión centrada en políticas de equidad y compensación; es decir, se va a incrementar en un 91 por ciento la inversión educativa».
Un 46% más de presupuesto. Analizándolo desde el punto de vista de las actuaciones, el consejero de Educación recalco que «este Gobierno va a pasar de las 109 intervenciones realizadas entre los años 2015 y 2019, es decir, en la actual legislatura, a las 508 de nuevo Plan. Para ello se incrementa en un 46 por ciento el presupuesto respecto al ciclo anterior».
«La próxima legislatura será aún más importante de lo que ha sido ésta», avanzó Felpeto. No solo lo dice por las inversiones en la mejora, ampliación y construcción de nuevos centros educativos. Se comprometió a recuperar las bonificaciones y ayudas en transporte escolar, para el alumnado de Formación Profesional y Bachillerato, y también garantizó que seguirán trabajando en la recuperación de los derechos laborales perdidos de los profesores.