Garciotum se une a El Real y restringe el consumo de agua

J.M.
-

Los previsibles problemas de Picadas han motivado esta decisión del Ayuntamiento

Garciotum se une a El Real y restringe el consumo de agua

La evidente sequía empieza a tener consecuencias en el abastecimiento público. El municipio de Garciotum pertenece a la Sierra de San Vicente y cuenta con apenas 200 empadronados, aunque la población casi se duplica en verano. El Ayuntamiento ha respondido a los previsibles problemas de abastecimiento este verano del embalse de Picadas, que suministra a muchos municipios de la provincia, con medidas restrictivas como la prohibición del lavado de vehículos en la vía pública y la limpieza de fachadas durante estos meses. Así, amenaza con sanciones para los incumplidores.
Lo confirmó ayer a este diario el alcalde de Garciotum, Carlos David Palomares, tras la publicación del bando el pasado día 5. Un comunicado que llama también a la limitación del llenado de las piscinas y el mantenimiento mediante la depuración, así como la utilización de sistemas de riesgo sostenibles y un uso del agua potable «de manera responsable», sin despilfarros para evitar mayores restricciones.
El alcalde comentó que tomó esta decisión a raíz de las medidas restrictivas adoptadas dos días antes por el Ayuntamiento de El Real de San Vicente, localidad situada a apenas cinco kilómetros de distancia aunque esta última de abastece de la presa de El Piélago, en el río Guadyerbas. «Casi todo el mundo tiene piscinas y huertas», dijo por el alto consumo de Garciotum, que ha conseguido controlar, eso sí, las averías en el sistema. «Se nos escapa poco agua», afirma por lo que el gasto es atribuible a los alrededor de 350 habitantes de los meses de verano.
Palomares subrayó que los trabajadores de la gestora del suministro desde Picadas expresaron de manera informal lo necesario de disminuir el consumo ante las bajas reservas del pantano. «Lo vemos todos, al no llover los pozos están vacíos», indica el alcalde. Y apostilla: «Son operarios con mucha experiencia y nos dicen que controlemos el gasto».
De momento, los ayuntamientos de El Real de San Vicente y Garciotum, ambos en la comarca de la Sierra de San Vicente, han decidido ya advertir a los vecinos de los efectos de la sequía con medidas restrictivas.