170 médicos digestivos en enteroscopia reunidos en Toledo

Á.P
-
170 médicos digestivos en enteroscopia reunidos en Toledo - Foto: David Pérez

El coordinador de la reunión y también médico del Hospital de Toledo, Julio Valle, apunta a las patologías gastrointenstinales como origen de buena parte de las consultas ambulatorias

El Colegio Oficial de Médicos de Toledo y el Hotel Beatriz albergaron ayer la decimotercera edición de la Reunión Ibérica de Enteroscopia y celebrarán durante el día de hoy la decimoséptima edición de la Reunión Ibérica de Cápsula Endoscópica. Las dos técnicas de investigación del intestino delgado protagonizan ambos cónclaves, organizados anualmente por la Sociedad Española de Endoscopia Digestiva, que reunirán en la capital regional a alrededor de 170 profesionales del aparato digestivo llegados desde Portugal y España.
Julio Valle, coordinador de la reunión y facultativo del servicio de Aparato Digestivo del Hospital de Toledo, valoró positivamente el carácter internacional del evento médico. «Que dos países se reúnan anualmente para ver los avances que se han producido en el campo de las enfermedades del intestino delgado en el último año es algo  único en el mundo», aseguró el doctor.
Las jornadas dedicadas a ambas especialidades digestivas disfrutaron también de la presencia de médicos latinoamericanos. «Este año hay algunos especialistas que han cruzado el charco y han venido desde México».
Las investigaciones en el campo de la enteroscopia centraron el encuentro que comenzó en la sede colegial del Casco histórico y continuó por la tarde en el Hotel Beatriz. El programa científico se inició con un curso hands-on para la realización de esta prueba en el intestino delgado, una zona de difícil acceso por la longitud de la sección y los pliegues del tubo dentro del espacio abdominal. La posibilidad de practicar este examen, de aproximadamente una hora de duración, en aquellos pacientes que lo requieran a través de una novedosa técnica de doble balón supone uno de los principales adelantos presentados a los especialistas digestivos.
A diferencia de la endoscopia, la enteroscopia -un instrumento de mayor longitud- facilita además «tomar tejidos para biopsia y extirpar algún polipo» que pudiera aparecer durante la exploración. Dado lo complicado de su manejo en el intestino delgado, es conveniente probar antes sobre modelos.
Además de las nuevas posibilidades tecnológicas vinculadas a la imagen, la reunión sirvió para la presentación de artículos académicos e investigaciones científicas relacionados con las enfermedades gastrointestinales y el efecto que diversos tratamientos y técnicas de diagnóstico surten en los pacientes.
«Se están produciendo avances importantes en el estudio de la enfermedad de Crohn. En el último año se ha desarrollado una nueva capsula endoscópica que permite estudiar de forma completa todo el intestino delgado y todo el colon. De esa forma se pueden evaluar las lesiones que causa esta enfermedad que, aunque no es muy frecuente, afecta a personas relativamente jóvenes produciéndoles úlceras en el intestino delgado y el colon», explicó Valle.
«La patología digestiva es una de las que más consultas ambulatorias mueve en el hospital, sólo por detrás de traumatología y ginecología», indicó el médico especialista. «Se trata de una especialidad muy importante en cuanto al manejo de pacientes con molestias que no necesitan ingresar».
Valle remarcó la importancia de la prevención ante las enfermedades relacionadas con el aparato digestivo. «El cáncer de colon es el más frecuente en Europa actualmente. Cada año se diagnostican más de 400.000 casos de este tipo en el continente: el de colón es el primero en casos diagnosticados de cáncer y el segundo en casos de muerte producidas por enfermedades cancerosas».
El facultativo, quien ejerce en el Hospital Virgen de la Salud de la capital regional, aludió al carácter indispensable de la atención previa al surgimiento definitivo de las dolencias. «Las estrategias de prevención, recomendadas además por la Unión Europea, están dando muy buenos resultados y permiten que el cáncer de colón se detecte de forma precoz y se trate antes de que sea incurable».
Omeprazol. Valle también abordó el uso cotidiano de este conocido fármaco que se emplea contra la enfermedad por reflujo gastroesofágico. Aunque la toma -prescrita o no- de esta medicina no formaba parte de los temas a tratar en la reunión, el médico rechazó «la mala información» dada y defendió la «seguridad» del medicamento.