Manzanero: «El club necesita savia nueva»

J. M. Loeches
-

El técnico tomó la decisión tras el último partido ante La Roda, pero el presidente le animó a que se lo pensara una semana más

Manzanero: «El club necesita savia nueva» - Foto: David Pérez

Faustino Manzanero no seguirá en el banquillo del CD Villacañas. Así lo reconoce el propio técnico, que tenía tomada la decisión tras concluir la última jornada deLiga frente a La Roda. Sin embargo, el presidente, Toribio Santos, le convenció para que se lo pensara un par de semanas. Su conclusión fue la misma y la idea era hacerlo público esta semana si el Socuéllamos lograba el ascenso a Segunda B que le daba la salvación a los rojillos. «No podía esperar más porque me han tratado muy bien en este club y se merecían pensar cuanto antes en el futuro», reconoce el de La Villa de Don Fadrique.
La principal razón es un desgaste del día a día «en un club en el que vas al límite». Por este motivo, cree que «se necesita savia nueva». Al menos, Manzanero reconoce que se marcha tras haber aprendido mucho: «He hecho un doctorado». Y es que, entiende que es complicado trabajar con una plantilla en la que la mayor parte de los jugadores trabaja.
Según cuenta, se marcha con la satisfacción de haber conseguido los objetivos a pesar de que el puesto décimo séptimo cosechado esta campaña no le ha dado todavía la salvación. «Creo que el Villacañas tiene que aspirar a la permanencia y hemos estado ahí todo el campeonato a pesar de que hemos estado acarreando falta de gol», explica.
Faustino Manzanero llegó al banquillo del CD Villacañas a finales de noviembre de 2017, tras la destitución de Fran Fernández, y debutó en una difícil visita al Municipal Virgen de la Caridad deVillarrobledo, donde el cuadro toledano perdió por 1-0. Acabó la pasada campaña con el CD Villacañas en el puesto décimo cuarto.
Fue renovado y en esta temporada 2018/19, el conjunto villacañero se ha movido en la mitad baja de la tabla por sus problemas para marcar, aunque ha sido un equipo que ha vendido caras todas sus derrotas porque se ha mostrado siempre muy correoso. En total ha dirigido 59 partidos.