1.500 firmas pedirán la mejora del pipicán del Tres Culturas

J. Monroy
-
1.500 firmas pedirán la mejora del pipicán del Tres Culturas - Foto: Yolanda Redondo

Los promotores de la recogida esperan presentarlas después de las elecciones al Ayuntamiento para su votación. Será la primera iniciativa que consigue superar las 1.400 necesarias

A lo largo de los últimos años, los perros han ido ganando espacio, con espacios propios en la ciudad para su esparcimiento. Sin embargo, parece que no todos están en buen estado, a tenor de las últimas denuncias de la situación de los pipicanes en los parque Lineal (del Polígono) y de las Tres Culturas.
En este último caso, los propietarios de los usuarios, un colectivo que se hace llamar ‘La Comunidad con Perros de Toledo’ ha comenzado una recogida de firmas, con las que pretende que sus peticiones de mejora para el espacio de Tres Culturas vaya a votación. Son necesarias 1.400 y, de momento, entre las telemáticas y las recogidas en papel, ya suma un centenar de más. Será, por lo tanto, la primera iniciativa que supere el número mínimo de firmas. La idea, explica Alberto Román, es entregar estas firmas al nuevo Gobierno que salga de las elecciones municipales.
El pipicán en sí, explica Román, tiene problemas de seguridad para perros y personas. No es que quieran un espacio más lujoso, ni juguetes para las mascotas, sino cuestiones tan básicas. A falta de doble puerta de seguridad, ya han sido varios los animales que se han escapado al abrir la actual, y algunos han tardado en aparecer. Otros, los más pequeños, se escapan por debajo de la vaya. Y los más grandes, no tienen dificultades para saltarla por arriba. Además carece de punto de agua y solo tiene una papelera.
Las peticiones del grupo pasan por la eliminación de la valla de alambre que delimita el terreno, para sustituirla por los materiales adecuados y darles una altura óptima para evitar accidentes. También piden que se aumente la superficie actual de la zona canina, «ya que es pequeña si se tiene en cuenta el gran número de perros presentes por la zona y que hacen uso de ella». Román advierte que es «fundamental» que se añada una doble puerta antiescape, que garantice al cien por cien la seguridad de todos. Además, las peticiones pasan por incluir dentro del terreno una fuente para saciar la sed de los perros; ofrecer un mantenimiento continuo del esparcimiento canino por higiene y protección de todos; y apostar por un terreno a favor del medio ambiente y del contacto con la naturaleza (disfrutar de zonas verdes).
En definitiva, cada tarde se está juntando un grupo bastante grande de personas con sus perros, «y pensamos que se necesitan mejoras». Una ciudad como Toledo, apuntan, necesita un pipicán en condiciones, quizás de mayor tamaño. No están pidiendo que se creen unas infraestructuras como las de Villaseca de la Sagra, pero sí mejorar notablemente las actuales.
Parque lineal. También se están difundiendo en las redes sociales de la ciudad quejas sobre el estado del pipicán situado en el parque Lineal del Polígono, tras la piscina municipal. Álex Hebrail, presidente de Los Lunes al Sol en Toledo, explica que le han pedido ayuda desde este barrio para denunciar la situación de este espacio para perros, que difícilmente puede usarse por los perros, como consecuencia del elevado número de espiga allí existentes, que suponen un peligro para los animales. Algunos propietarios ya los han tenido que llevar al veterinario, porque se les meten en los ojos y los oídos.
Son cuestiones, apunta Hebrail, de mantenimiento ordinario de las zonas verdes por parte del Ayuntamiento. No tiene que ver con grandes actuaciones, sino con el presupuesto ordinario, de forma que «la zona debería estar, como mínimo, desbrozada y con un poco de arena para los perros, pero está abandonada y nadie va a limpiarla».