Perezagua desmiente que la plaga del cactus invasor ponga en riesgo la salud

i. g. villota | TOLEDO
-
Perezagua desmiente que la plaga del cactus invasor ponga en riesgo la salud - Foto: Yolanda Lancha

El portavoz municipal exige a Gamarra que sea «prudente», no intente provocar «alarma social» ni «juegue» con un tema tan sensible

igarciavillota@diariolatribuna.com

Una semana después, el cactus invasor originario de los desiertos de Méjico y Arizona continúa siendo tema de referencia en la política municipal. El portavoz del equipo de Gobierno, Rafael Perezagua, fue muy claro al desmentir ayer que la plaga, que coloniza el entorno de la ermita de Santa María de la Cabeza y la ribera opuesta del Tajo, ponga en riesgo la salud de los toledanos.
Con gesto serio, el socialista exigió al concejal del PP, José López Gamarra, que sea «prudente», «cuide sus palabras», no intente «provocar alarma social» ni «juegue» con un tema tan sensible como es el sanitario.
Perezagua aseguró que la plaga del cactus mexicano no pone en «peligro» a la población y reclamó al edil popular que «si tiene informes que digan lo contrario», los ponga en conocimiento de la Junta de Comunidades, al ser la administración que tiene «la autoridad sanitaria en Castilla-La Mancha» y, por tanto, la que deberá adoptar medidas en el asunto.
Unos minutos después, el portavoz del equipo de Gobierno ironizó para reclamar al «licenciado Gamarra» que aporte «soluciones» con el objetivo de eliminar una especie colonizadora que lleva en Toledo «desde los años 90».
En cualquier caso, el edil dijo que sería «sorprendente» que el PP «hiciera algo en este momento cuando no hizo ni el huevo en los años que estuvo al frente del Consistorio».
Además, aseguró que los concejales populares tienen a su disposición los informes elaborados por el personal técnico municipal especializado en Medio Ambiente y explicó que se trata de una plaga «difícil de eliminar» tanto «por el coste económico» como por «el impacto visual y medioambiental» que podría suponer para la ciudad.
En cualquier caso, el edil añadió que «parece que la expansión de la especie está frenada» y descartó la existencia de más plagas en el entorno.
Insistió en el trabajo de estudio realizado por la Universidad de Valencia y el trabajo conjunto con la Generalitat Valenciana, ya que se trata de una problemática «más propia de levante» que de la zona centro.