Oropesa, cerca de suspender las Jornadas Medievales

J.M.
-

El Ayuntamiento, que había pospuesto ya la celebración a junio, tomará la decisión este mes de abril. Esta celebración repercute con 700.000 euros a la localidad

Oropesa, cerca de suspender las Jornadas Medievales

El Ayuntamiento de Oropesa logra reunir a unos 40.000 visitantes cada año en las Jornadas Medievales, declaradas de Interés Turístico Regional y principal acontecimiento anual en la comarca de la Campana de Oropesa. Pero la crisis desatada por la Covid-19 parece que echará al traste los preparativos en los que han participado unos 500 vecinos de este municipio y que suponen unos ingresos de cientos de miles de euros.
«Es probable que se suspendan. Veo muy difícil que se realicen», reconocía ayer a este diario el alcalde de Oropesa, Juan Antonio Morcillo, quien prefiere no dar por segura la decisión hasta finales de este mes de abril aunque estos actos multitudinarios parece que no se van autorizar hasta dentro de mucho tiempo.
El Ayuntamiento había previsto, como otros años, que la celebración fuera la semana posterior a las Mondas. De esta manera siguen anunciadas en la página de internet municipal entre los días 24 y 26 de abril. Pero desde hace más de un mes y viendo la crisis que se avecinaba, el Ayuntamiento decidió posponer la vigésimoprimera edición al primer fin de semana de junio.
«No creíamos que fuera ser tan largo el confinamiento», explica el regidor. Los vecinos de Oropesa se habían preparado meses atrás para la celebración de esta fiesta popular que gira en torno al Castillo y recrea la época medieval.  Este monumento pertenece al Ayuntamiento y alberga junto al Palacio Condal un Parador nacional, el segundo que se habilitó en España. «Estaba todo preparado», lamenta el regidor de este municipio de 2.600 empadronados porque los organizadores empiezan la tarea «de un año para otro».
«Estamos muy desanimados. Aparte de los ingresos, mucha gente se involucra. Es el gran reclamo turístico de toda la zona», apunta al respecto el alcalde. La incidencia económica será sobresaliente en una localidad que tenía todas las plazas hoteleras del municipio cubiertas. E incluso estaban llenas todas las de la zona. Un golpe fuerte que se añade al bofetazo económico que se llevará la localidad, como el resto del país, por el confinamiento.
El delegado de la Junta en Talavera, David Gómez, Arroyo, calculó el año pasado que la repercusión económica de las Jornadas Medievales supone una inyección de 700.000 euros para la localidad, por lo que agrava sobremanera los efectos de la suspensión.
«Las Jornadas Medievales son una serie de actividades lúdicas que se celebran con motivo de la conmemoración del otorgamiento a la villa, por parte de Alfonso XI, del privilegio de celebrar un  mercado durante el mes de abril. Y es en abril cuando, durante tres días, las calles se llenan de puestos, actuaciones, pasacalles, competiciones, exhibiciones, talleres, torneos a caballo, música. De entre todos, el evento más concurrido es el ‘rescate de la Princesa’», según destaca la Junta de Comunidades en el área de Turismo de su página de internet.
un fallecido. Por otro lado, respecto al alcance sanitario de la crisis de la Covid-19, el alcalde de Oropesa tenía constancia de un único fallecido en el municipio con coronavirus, un caso confirmado de infectado por esta enfermedad.