Castilla-La Mancha recibirá más fondos para empleo y menos para cohesión

Redacción / Bruselas
-

La región se queda con el 60% de las ayudas al cambiar de categoría y pasar de «región objetivo de convergencia» a «región de transición». A cambio, Castilla-La Mancha recibirá más por el aumento de la prima por desempleado

A falta de conocerse las cifras concretas, parece que la Unión Europea quitará por un lado a Castilla-La Mancha y le dará por otro. La región mantendrá parte de los fondos de cohesión que Bruselas reparte a las regiones que tienen un Producto Interior Bruto por debajo de la media. Ya en 2007, Castilla-La Mancha estuvo a punto de quedarse fuera de las regiones objetivo 1 de convergencia por el incremento de su PIB. Entonces ya se sabía que Castilla-La Mancha perdería esos fondos en 2014, pero la UE ha sacado una nueva tipología, la de «regiones de transición» que permitirá a comunidades como Castilla-La Mancha, Galicia y Andalucía seguir cobrando dinero, pero menos que antes.
En concreto, estos fondos van para estas regiones que ya están por encima del 75% de la media del PIB, pero que todavía no alcanzan el 90%. De esta forma, Castilla-La Mancha, Galicia y Andalucía mantendrán el 60% de los fondos que recibieron en los últimos años, lo que supone una pequeña subida frente a la primera propuesta de Bruselas, que planteaba dejar ese dinero en un 57%. Teniendo en cuenta que en el periodo anterior, Castilla-La Mancha obtuvo 1.440 millones, ahora podría conseguir en torno a 864 millones. Extremadura es la única región española que seguirá siendo objetivo 1 de convergencia, al no llegar al 75% del PIB de media en Europa.
También Castilla-La Mancha conseguirá dinero del ‘cheque especial’ de 1.824 millones que tiene España para paliar la crisis. El reparto estimado dejaría 500 millones para Extremadura, 624 millones que se repartirán entre Andalucía, Murcia y Castilla-La Mancha y 700 millones para el resto de comunidades. Aun así, ese cheque anticrisis para España se ha reducido en términos globales en 1.000 millones de euros, ya que se llegó a barajar un cheque de 2.800 millones a repartir entre todas las regiones.
Además de los fondos de cohesión y del cheque para crisis, Castilla-La Mancha cobrará la prima de desempleo. Y en este caso conseguirá más dinero, ya que España ha logrado una ayuda especial para desempleados en regiones en transición como Castilla-La Mancha, Andalucía, Murcia, Melilla e Islas Canarias de 1.100 euros anuales por desempleo. El propio presidente, Mariano Rajoy, comentó que estas regiones iban a generar unos fondos adicionales de 900 millones de euros por este concepto.
Para terminar de ver el puzzle presupuestario, hay que tener en cuenta que también se ha aprobado el presupuesto de Política Agrícola Común, que tiene una importancia vital para Castilla-La Mancha. En términos generales la partida se ha reducido un 13% para ayudas agrícolas. Si la región recibe al año 1.000 millones, esta reducción podría llegar a los 130. Aun así, la propuesta de la UE deja a los  estados «flexibilidad» para mover un 15% de los fondos para desarrollo rural a las ayudas agrícolas y también para modificar el pago de ayudas por las condiciones medioambientales, lo que se conoce como greening.