Una marcha en Sonseca celebra el Día de las Vías Pecuarias  

La tribuna
-

Ecologistas en Acción recuerda que las vías pecuarias son una competencia autonómica señalando que en la región existe  una red de más de 12.000 kilómetros y 50.000 hectáreas de terreno disponible para uso ganadero y el disfrute de la naturaleza.

«Las vías pecuarias son la red de caminos públicos más antigua y en la actualidad está amenazada». Este es el motivo por el que, a la celebración del Día de las Vías Pecuarias, señalan desde Ecologistas en Acción, se han unido más de 50 asociaciones ambientales y sociales que van a realizar este domingo, 7 de abril, distintas acciones reivindicativas de las vías pecuarias en numerosas localidades de España.
Y en entre estas actividades, en Castilla-La Mancha se ha programado ruta circular (que se puede hacer a pie o en bici) desde Sonseca convocada por el CD El Torozo, PICP y Ecologistas en Acción en la que colaborarán CD Ciclista Sonseca y la Peña Ciclista La Bota.
Esta ruta -que saldrá a las 9 horas de la Plaza de la Virgen de Sonseca- se encaminará al Cordel de las Merinas, para pasar por la Vereda La Gitana, Casalgordo y la Vereda Comenaritos Camino Ruda.
Recuerda Ecologistas en Acción que la historia de las vías pecuarias tiene su origen en la trashumancia cuando los pastores trasladaban a los ganados aprovechando los pasos más practicables, como los puertos de montaña o los vados de ríos. Así se creó una red de comunicaciones en la península ibérica, las vías pecuarias, cuya existencia y uso público aún se conserva.
Y reivindican que esta red de vías pecuarias, «tan arraigada en nuestro territorio y paisaje, forma parte de del patrimonio cultural y ambiental». Sin embargo, Ecologistas en Acción y la Plataforma Ibérica en Defensa de los Caminos Públicos denuncian «la falta de conservación de este patrimonio vial, la ocupación con infraestructuras públicas y privadas y el cierre sistemático de estas vías de comunicación por parte de terratenientes, administraciones y pequeños propietarios».
En este sentido recuerdan que las vías pecuarias son una competencia autonómica señalando que en la región existe  una red de más de 12.000 kilómetros y 50.000 hectáreas de terreno disponible para uso ganadero y el disfrute de la naturaleza. Sin embargo, lamentan desde Ecologistas, «y a pesar del tiempo transcurrido, no hay una sola vía pecuaria sin problemas. Las construcciones, la caza, con sus vallados y falta de respeto de las zonas de seguridad, y las ocupaciones agrícolas o de infraestructuras convierten en una gymkana ejercer el derecho público para transitarlas. Además, coartan la funcionalidad de estas vías como corredores ecológicos».