«Es el momento de la segunda unidad»

J. M. Loeches
-

El técnico del CD Toledo, Manu Calleja, admite que se ha perdido la solidez por errores impropios pero recuerda que es el momento de apretar a pesar de las ausencias de jugadores

«Es el momento de la segunda unidad» - Foto: Yolanda Redondo

Manu Calleja acabó bastante cabreado por la derrota en La Fuensanta. El técnico del Toledo dijo bien claro que es el momento de «pegar el apretón y ponerse las pilas» porque no se pueden cometer «errores impropios del perfil de nuestros futbolistas». El cántabro defendió que ante el Conquense tuvieron dominio de balón, que jugaron mucho tiempo en campo rival y que dispusieron de al menos las mismas ocasiones del rival, pero «cuando mejor estábamos, encajamos los goles y te vas con la sensación de que eres blando atrás».
Desde su punto de vista, no estuvieron acertados a la hora de defender las transiciones de contragolpe del equipo de Nacho Alfonso y que eso les mató. También explicó que, a diferencia de otros días, les costó entrar en el encuentro de inicio y fue porque «el campo estaba helado y no quisimos cometer errores». Es más, recuerda que muchos jugadores se caían constantemente. En cualquier caso, lo que más le preocupa es haber perdido esa solidez de la que se alardeaba hace un mes, de ahí su mosqueo y su enfado.
Preguntado por las expulsiones, de primeras rehusó hablar, aunque lo acabó haciendo. De Renato comentó que «si eso es ocasión manifiesta, que me lo diga». Y de Fran Montávez, en cuanto a la segunda amarilla que le acabó costando la roja, comentó que «es difícil de entender» porque «va a una disputa y pisa el balón y se cae», explicó.
Al hilo, recordó la jugada en la que Traoré se va por banda izquierda directo a la portería, justo después del 2-2. «La falta no la ha visto nadie, solo el árbitro y el jugador del Conquense que se ha tirado», añadió. Desde su punto de vista, «era una ocasión en la que se quedaban tres contra el portero y que podía haber supuesto el 2-3, lo que hubiera cambiado completamente el encuentro».
Calleja también habló de que el trabajo realizado por Titi y Álex Cortell en la delantera fue el esperado. «Crearon dudas, cortaron espacios y apretaron, aunque quizás les faltó el acierto del gol», explicó, a lo que añadió que «quizás fueron los dos jugadores más acertados del equipo en cuanto al trabajo que les habíamos encomendado».
El entrenador de los verdes sabe que el CD Toledo tiene la presión y obligación de ganar cada partido, por eso, considera que ahora mismo se encuentra en una parada por los resultados. «No hay que olvidar que el grupo es muy equilibrado y que no tenemos más que nadie; la plantilla está bien pero no nos sobra, así que ahora es el momento de poner a la segunda unidad en el campo y que se reivindique», concluyó.
Y es que, la recaída de Rubén Moreno en el entrenamiento del sábado es un contratiempo que también se deberá afrontar este domingo en la siguiente jornada frente al CD Madridejos, que visitará el Salto del Caballo a partir de las 17:00 horas. Tampoco estarán ni Fran Montávez ni Renato, expulsados, además de Álvaro Antón, que también se encuentra en el dique seco tras la fractura de un dedo del pie.