Tres detenidos por el robo de 50 toneladas de corcho

La tribuna
-
Tres detenidos por el robo de 50 toneladas de corcho

El alcalde de Las Ventas de San Julián y el viceportavoz de Ganemos Talavera presentaron a finales de octubre de 2018 una denuncia por estos hechos. Descorcharon sin autorización 240 alcornoques

El alcalde de Las Ventas de San Julián, Federico Arroyo, pasea habitualmente por el embalse de Navalcán, de donde se abastece su municipio y otros de la Campana de Oropesa, y a finales de octubre del año pasado, en uno de estos paseos se encontró ante una desagradable imagen, la de casi 200 alcornoques plantados en terrenos públicos dependientes de la Junta de Comunidades y la Confederación Hidrográfica del Tajo desnudos, sin su corteza. 
Ante este insólito hecho, el alcalde acudió a presentar la correspondiente denuncia -el 31 de octubre- ante la Guardia Civil porque sus cálculos evidenciaban que el botín era cuantioso: alrededor de 46.000 kilos de corteza que equivalen a 216.000 euros.
El Equipo Territorial de Policía Judicial de la Guardia Civil de Talavera de la Reina abría entonces la correspondiente investigación  que ha dado como resultado la detención de tres hombres -con edades comprendidas entre los 51 y los 56 años- en las localidades de Talavera y Trujillo (Cáceres), como responsables de los delitos de hurto 50 toneladas de corcho, estafa, receptación, y delito contra el derecho de los trabajadores, ya que alguna de las personas que trabajaba para esta empresa adjudicataria no estaba dada de alta en la Seguridad Social.
La denuncia del alcalde de Las Ventas de San Julián como representante de la Comunidad de Bienes de la Campana de Oropesa  por la sustracción del corcho de los alcornoques existentes en la Cañada Real Leonesa Occidental, propiedad de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, así como del despropie del embalse de Navalcán, perteneciente a la Confederación Hidrográfica del Tajo, dio lugar a la operación ‘Bornizo’.
Este robo suponía, recoge en un comunicado la Guardia Civil, un gran perjuicio tanto medioambiental como económico para las 10 localidades que conforman esta mancomunidad de la Campana de Oropesa (Alcañizo, Caleruela, Herreruela de Oropesa, Calzada de Oropesa, Las Ventas de San Julian, Lagartera, Navalcán, Oropesa, Parrillas y Torralba de Oropesa).
Por consiguiente, el Equipo Territorial de Policía Judicial de la Guardia Civil de Talavera  se hizo cargo de la investigación y comprobó in situ que habían sido descorchados sin autorización 150 alcornoques en la vía pecuaria de la Cañada Real Leonesa, así como 90 en el despropie del pantano de Navalcán.
Los agentes verificaron que el corcho lo habían extraído personas profesionales en esta materia   ya que lo ejecutaron sin causar daños a los árboles. Así lo consideraba ya el alcalde de Las Ventas de San Julián ya que cuando informó de este hecho no dudó en asegurar que quien "lo ha hecho sabía cómo hacerlo, porque ha apurado los árboles a conciencia" para llevarse   "un corcho de muy buena calidad, de los mejores de España", describía a este diario.
investigación a las 4 empresas. La Guardia Civil, en el marco de la operación, comprobó que había cuatro empresas adjudicatarias para la explotación de este material en este terreno y analizó numerosa documentación relativa a la explotación de este material por parte de todas ellas. 
Asimismo, los investigadores evidenciaron que en una de ellas existía un gran desfase entre la ‘plancha’ o corcho bueno y el ‘bornizo’ (que dio nombre a la operación) o desperdicio extraído en el año 2008 y el 2018, teniendo en cuenta que está establecido de forma legal que deben transcurrir 10 años entre cada descorche y que se estima un porcentaje del 10% de alcornoques que pudieran perderse en este periodo.
Paralelamente, el  Equipo de Policía Judicial de Talavera descubrió que se había cometido un delito de estafa a la Comunidad de Bienes de la Campana de Oropesa por parte de la empresa adjudicataria de la campaña de descorche 2018, ya que había declarado menos cantidad de corcho extraído del que era en realidad. Así mismo calificó como bornizo lo que era corcho bueno para así obtener mayor beneficio.
Una vez analizadas todas las evidencias, la Guardia Civil,  detuvo a tres hombres en Talavera y Trujillo (Cáceres) y los puso a disposición de los Juzgados de 1ª Instancia e Instrucción número 3 de Talavera de la Reina, así como correspondientes a las diligencias instruidas.