PSOE y PP dan luz verde al campo de golf y 5.910 viviendas en Pinedo

latribunadetoledo.es
-

Para facilitar el trabajo al promotor se le permite dividir el desarrollo en cuatro fases y que en la primera no incluya vivienda de protección oficial ni el 10%de las cesiones obligatorias

PSOE y PP dan luz verde al campo de golf y 5.910 viviendas en Pinedo - Foto: Yolanda Lancha

La Comisión de Urbanismo dejó ayer preparado para su ratificación por el Pleno que se celebra el jueves el convenio a firmar entre el Ayuntamiento de Toledo y un promotor que dará luz verde al desarrollo de 5.910 viviendas y un campo de golf en el sector Pinedo-Valdecubas con 212 millones de euros de gasto (privado). Sólo Izquierda Unida pone objeciones aunque su disgusto sería menor si pudiera convertir en dinero el terreno de las cesiones obligatorias con el fin de destinarlo a inversiones, en general.
Poco más de diez minutos tardaron los concejales de PSOE (Javier Nicolás, Paloma Heredero, Antonio Guijarro), PP (Claudia Alonso, Ángela Moreno, José López Gamarra) e IU (Aurelio San Emeterio) en ventilar los cuatro puntos del orden del día. No hubo objeciones al acta de la anterior reunión ni al expediente de declaración de especial interés para inmuebles del Casco y tampoco se produjeron ruegos ni preguntas. Así que sólo se detuvieron en Pinedo.
Nicolás explica que lo promueve ‘Toledo Norte S-21 SL’, que durante el periodo de información pública no se han presentado alegaciones, que para facilitar el desarrollo de un sector tan grande en medio de la crisis económica se va a permitir partirlo en cuatro fases y que para iniciar las obras ya sólo faltan los proyectos de urbanización y reparcelación que deberán estar preparados en tres meses.
Con el PP de acuerdo en todo, el turno de palabra le llega a San Emeterio que expresa, en primer lugar, su descontento global porque autorizar un programa urbanizador lejos de cualquier otro núcleo habitado no cuadra con el argumento de «compactar la ciudad» utilizado para aprobar el Plan de Ordenación Municipal.
Por lo tanto concluye que aquella justificación a la que se agarraron PP y PSOE es «falsa» y lamenta que ambos partidos continúen cometiendo «los mismos errores» y actuando como si «no pasará nada» con el documento urbanístico (sigue pendiente de los tribunales y lleva 5 años sin producir efectos prácticos).
En segundo lugar, yendo a lo concreto, dice que personalmente tiene «claro» que el convenio permite al promotor desarrollar la primera fase de PAU sin entregar al Ayuntamiento el 10% de cesiones obligatorias y le parece una decisión «sorprendente» porque bajo su punto de vista se podía haber materializado en dinero para acometer otras inversiones.
Nicolás, por medio de los técnicos de Urbanismo, puntualiza que se trata de un aplazamiento porque en la primera fase no hay  VPO y para asegurarse la aportación en la segunda fase hay dos parcelas (17 y 21) que van a aquedar como «garantía» y pasarían a poder del Ayuntamiento si el promotor incumple el convenio.
Sin embargo San Emeterio advierte que el convenio permite «intercambiar» la entrega en las distintas fases y teme que el promotor va a esperar a la última además insiste en que se podía haber cogido el dinero pero Nicolás matiza que esa decisión aún se puede tomar cuando al PAU salga a concurso y que, en todo caso, siempre se puede vender el terreno que se reciba.
Tampoco le gusta al concejal de IU que la calle de conexión con la A-42 se posponga hasta la edificación de las viviendas porque hay antecedentes de promotores que han volado sin rematar sus obligaciones teóricas. Aquí le responden que no tiene sentido hacer la calle si no ha vecinos y que en su momento también se harán los colectores y el resto de infraestructuras.