Sin gestora para 'El Ciudadano'

F. J. R.
-
Sin gestora para 'El Ciudadano' - Foto: Á“scar Huertas Fraile

Varias asociaciones abandonaron la asamblea del pasado martes y no se constituyó la gestora de la federación vecional

La última asamblea de la Federación de Asociaciones de Vecinos ‘El Ciudadano’ terminó como el rosario de la aurora. No se pudo constituir la comisión gestora que estaba llamada a regir el ente que supuestamente lidera el movimiento vecinal en la ciudad y, además, la reunión terminó entre gritos y la marcha de varias asociaciones.
La cita tuvo lugar el pasado martes, y lo que estaba previsto que fuera un trámite para crear una gestora que se encargara de regir ‘El Ciudadano’ hasta que se buscara a nuevas personas que se encargaran de tomar los mandos de la Federación, terminó con una espantada que deja en el aire el futuro del buque insignia del asociacionismo vecinal.
La asamblea empezó mal. El secretario, Jesús Patiño, no se presentó, y sin tener el acta de la reunión del 18 de junio para poder aprobarlo no se pudo iniciar la constitución de la comisión gestora.
Con todo, los representantes de las distintas asociaciones de vecinos de la ciudad decidieron hablar para tratar de dar forma a esa gestora. Y ahí empezó la discusión.
En total, en la sede de la Federación de Vecinos se citaron diez de las 19 asociaciones que componen ‘El Ciudadano’. De esas diez, únicamente La Voz del Barrio de Palomarejos, Ronda de Buenavista, El Tajo del Polígono, y  Alcántara de Santa Bárbara se habían mostrado claramente a favor de la gestora. Mientras que Puerta del Vado, Cornisa y la nueva Asociación de Vecinos de Azucaica terminaron por sumarse al proyecto de la gestora tras su abstención inicial.
La propuesta de la gestora, puesta encima de la mesa en la penúltima asamblea, partió de la asociación de vecinos El Tajo, que pidió por hacer un análisis de la situación actual de la Federación, revocar los cuatro cargos unipersonales que actualmente la gestionan y elegir una comisión gestora.
El desencadenante de la discusión de la asamblea del pasado martes estuvo cuando, en plenas conversaciones para ver cómo se podía constituir esa gestora y quién iban a ser las personas elegidas, una de las asociaciones de vecinos promotora de la medida, la de Palomarejos, se enrocó en que las asociaciones vecinales que no habían apoyado la gestora no podía formar parte de ella; quedando automáticamente descartados.
La cuestión no fue bien aceptada por los que quedaban fuera de la gestora, iniciándose entonces una discusión en la que no faltaron los gritos y que terminó con las cuatro asociaciones de vecinos promotoras de la gestora levantándose de la mesa y abandonando la asamblea. En concreto, La Voz del Barrio, El Tajo, Alcántara y Ronda de Buenavista.
De esta forma, las cosas siguen como estaban, con los cuatro cargos unipersonales al frente de la Federación. La aún presidenta de ‘El Ciudadano’, Eva Perea, ha manifestado a La Tribuna que, en su opinión, «es una locura dejar la Federación en manos de una gestora», y se lamenta de que «no nos han dejado trabajar bien», ya que se propuesta era «cambiar los cargos unipersonales y tratar de reflotar esto».
Por su parte, las asociaciones a favor de la gestora han mantenido desde un primer momento que su decisión se sustenta en que la Federación de Asociaciones de Vecinos había perdido presencia e influencia en la ciudad, y que ‘El Ciudadano’ debería haber intervenido con más contundencia en cuestiones como el amianto del barrio del Polígono o la carencia de un plan de transporte.