El sueño deberá esperar

Raquel Jiménez
-

El Soliss Talavera ha renunciado a disputar el 'play-off' a Primera División y con ello ha aplazado su meta de subir a la máxima categoría nacional, un objetivo que tendrá que aguardar a tiempos más propicios

El equipo talaverano ha tenido esta temporada muchos éxitos que celebrar con su afición. - Foto: Manu Reino

El presidente del Soliss Talavera, Santi Ramos, indicaba a este diario que la renuncia a disputar el ‘play-off’ a Primera División había sido «la decisión más dura, pero también la más acertada». Desde luego, no ha debido ser fácil aplazar el sueño de subir a la máxima categoría nacional; por descontando, continúa siendo el objetivo del equipo, aunque deberá aguardar a épocas más propicias.
Son tiempos de crisis sanitaria y económica, dos pilares sobre los que se ha basado la decisión del club talaverano. Aunque da rabia porque el conjunto de Rubén Barrios iba a camino del ascenso en una temporada para enmarcar.
Y eso que en las diez primeras jornadas de Liga la trayectoria del equipo fue un tanto irregular; aunque, eso sí, brindaba buenas sensaciones. Firmó una victoria, siete empates y dos derrotas.
El equipo dio un giro radical a partir del undécimo encuentro cuando encadenó seis victorias consecutivas ante Unión África Ceutí, Colo Colo (partido que significó el último del capitán Jesús Jiménez), FC Barcelona B, Mengíbar, Rivas y UMA Antequera. Después cayó ante Elche, pero de manera comprensible después del desgaste que había supuesto eliminar a Inter Movistar de la Copa del Rey.
Empezaba a contemplarse a los talaveranos como firmes candidatos a disputar el ascenso. Después del traspiés ante el conjunto ilicitano, el equipo volvió por sus fueros y se reencontró con la victoria en la cancha de Santiago, que encadenó con el triunfo en el Primero de Mayo ante Noia.
Chocó después en la pista del líder, Real Betis, hoy equipo de Primera División, por 5-1, para conseguir tres victorias consecutivas contra Alzira, Castellón y Manzanares. Fue éste el último encuentro, allá por el 29 de febrero, que disputó antes de la declaración del estado de alarma sanitaria. Al final tercer puesto más que merecido para los jugadores de Rubén Barrios, a tan solo dos del segundo, Antequera, y a siete del primero, Real Betis. Nadie sabe qué hubiera ocurrido si el Campeonato se hubiera disputado en su totalidad.
Mención con mayúsculas merece la participación de los talaveranos en la Copa del Rey donde, tras dejar en la cuneta a un Segunda B como fue el Otxartabe. En dieciseisavos de final tocó en el Primero de Mayo el Ribera de Navarra al que los talaveranos eliminaron en los penaltis. Y en octavos el premio gordo con Inter Movistar al que los de Barrios se zamparon por 3-0. Santa Coloma terminó en cuartos con el sueño talaverano, pero la balanza pudo caer de cualquier lado tras 22 lanzamientos de penalti.