Goleada que aferra al Villacañas a Tercera

Área 11
-

El cuadro rojillo goleó a domicilio a La Roda y conserva el puesto décimo séptimo que le salvará si sube algún conjunto castellano-manchego (0-4)

Goleada que aferra al Villacañas a Tercera

Como es habitual a estas alturas del campeonato, el más necesitado ganó el encuentro. El CD Villacañas salió a por todas para defender su posición en un encuentro en el que La Roda, a duras penas, se dejó ver. A pesar de la goleada, que le evita el descenso directo, el conjunto de Faustino Manzanero se queda en posición de arrastre y deberá esperar el ascenso a Segunda B del Yugo, el Villarrubia, el Villarrobredo o el Toledo para poder quedarse, una temporada más, en Tercera División. Si no es así, estarán condenados a descender a Preferente.
A duras penas había empezado el partido cuando los toledanos se adelantaron tras un buen servicio que acabó rematando Fran para subir el primer tanto al marcador. Primera ocasión, primer gol. El dominio fue constantemente visitante, aunque la intensidad fue aflojando a medida que pasaban los minutos.
Pablo tuvo otra buena ocasión en el 21 con una falta directa, pero el lanzamiento salió desviado de la meta de Oliver. Diez minutos después, volvió a probar Javi Fernández con un tiro lejano, desde fuera del área, que también salió desviado. Pero no mucho más tarde, Ángel Luis hizo subir el segundo tanto al marcador tras una jugada elaborada del equipo visitante. El balón llegó tras un error de Pablo García, que permitió a los toledanos elaborar jugada en zona de tres cuartos.
La segunda mitad empezó con la misma dinámica de juego. El cuadro rojillo salió arrollador para no permitir espacios ni ocasiones. No tardó en avisar el Villacañas con un remate de cabeza de Javi Fernández a la salida de un córner, que salió desviado fuera de la portería. Pero dos minutos después, Jaime Beamud se inventó un golazo de crack para poner el 0-3 en el electrónico.
Con la euforia del equipo visitante, llegó el cuarto y último del partido. Rubén remató a placer un buen pase en el punto de penalti para sentenciar un encuentro que les fue de cara desde el primer minuto de juego. A partir de entonces, el partido murió y sólo importaban las opciones de permanencia del conjunto visitante, que queda en manos de los cuatro equipos del grupo Castilla-La Mancha que tratarán de ascender a Segunda B. Ya no depende de ellos, sus deberes están hechos. Asegurándose el decimo séptimo puesto dependen de la buena suerte sus compañeros.